≡ Menu




Descubre todo sobre Uke Mochi, diosa mitológica

Uke Mochi se considera la diosa de la comida en la cultura japonesa, de ella emanan todos los alimentos y fue ella la que llevó todos los alimentos a los seres vivos todo lo que necesitas saber aquí

¿Quien es Uke Mochi?

La diosa Uke Mochi es una diosa que llevó todos los alimentos a las personas y consigo trajo los siete granos esenciales. “Uke Mochi” significa diosa que posee comida, esta diosa era la que proveía de alimentos a todos los dioses en sus festines y era ella la que llevaba por dentro los animales que daban carne y proteínas.(ver articulo: Amergin)

Tambien Te Recomiendo Ver...

La trágica muerte de esta diosa en manos del dios Tsukuyomi hizo que les brindaran comida y alimento a todos los seres vivos. Gracias a la compasión de la diosa Amateratsu que enterró los restos de esta diosa en la tierra de ahí dio inicio que los humanos pudieran cosechar y sembrar los granos esenciales como el arroz, judías, soja y trigo.

Leyenda

Un día el dios Uke Mochi, en el momento de la creación de la tierra, descendió del cielo y brindó a todos los seres humanos la gracia de su poder y los alimentos, de ella brotaban la comida y diferentes platos combinados que ella con su imaginación creaba y realizaba.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Esta diosa descendió a la Tierra y fue hacia el mar, cuando él vio la inmensidad de esta, le produjo una gran tristeza, ya que quería unir a todos los seres, y proveerlos de  alimentos. (Ver artículo: Vegvisir)

Ella, en un suspiro, abrió su boca y de ella salieron todos los animales alimenticios para el hombre como son los peces, de ella salieron peces que poseen pequeñas aletas, incluso los animales que poseían grandes aletas, los liberó en el mar con la finalidad de proveer alimento todos los seres humanos. Ella luego decidió pasearse durante mucho tiempo por la tierra y cuando llegó al bosque encontró que éste podría ser un buen lugar donde los seres podrían encontrar alimento. De ella salieron nuevamente  los animales del bosque con la finalidad de liberarlos  y proveerle de carne a todos los seres que habitan cerca de las montañas.

Esta expresiva forma de amor de parte de esta diosa cautivó a los hombres creando de ella una diosa omnipotente que era la única capaz de brindar vida a través de los alimentos y la comida y proveer de ellos todos los nutrientes y complementos necesarios para mantener el cuerpo vital. Los mismos bosqueje ya depositó a traer sus manos la semilla de la diferentes árboles que podrían proveer frutas a los seres vivos. Todo esto con la finalidad de darle tanto los seres humanos como los animales alimentos para poder continuar con su cadena de vida.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Uke Mochi y el Dios Tsukuyomi

Un día de extremada celebración la diosa del sol Amateratsu decidió celebrar un reencuentro con sus hermanos, entre ellos el dios de la luna Tsukuyomi  y el dios del mar Susanoo. Esta reunión se hizo en el Palacio de la Diosa del sol con la finalidad de encontrarse con sus hermanos y poder pasar una velada relajada y tranquila disfrutando de la creación y celebrando los reinos que le fueron entregados por su padre Izanagi. (Ver articulo: Ptah)

Amateratsu invitó a Uke Mochi para que ella brindara un espléndido festín lleno de múltiples platos deliciosos. Uke Mochi fue hasta el Palacio a preparar los deliciosos platillos para todos los dioses. En ese momento ella preparó suficiente comida para abarcar 100 mesas. Cuando llegó el momento de la reunión, la diosa esperó muy tranquilamente la llegada de los tres poderosos dioses de los reinos, al llegar ese momento Amateratsu se sintió complacida al ver semejante cantidad de platillos deliciosos, los cuales podrían satisfacer todas sus necesidades y saciar su gran hambre. Ante esto, el dios de la Luna no encontró ningún plato que llamase su atención y le pidió a la diosa de la comida que le brindara unos platillos únicamente para él.

A lo que la diosa de la comida se encontró un poco molesta por haber preparado múltiples platillos para los dioses y que estos no fueran capaces de complacer al dios de la luna. Ella decidió preparar unos platillos para satisfacer sus gustos, de su ano, boca, nariz, y orejas empezaron a brotar alimentos como arroz, trigo, judías dulces y soya, al ver esto el dios de la luna se sintió ofendido por la forma en la que ella emanaba la comida.

Al  sentir asco por como ella brotaba los alimentos decidió matarla con su espada por la forma obscena que ella tenía de preparar los alimentos. El dios de la luna descuartizó a la diosa de los alimentos dejando de ella un cadáver horriblemente despedazado, cuando esta diosa fallece empieza a brotar de sus extremidades los diferentes alimentos, de su ceja nacieron las lombrices  y de su cabello los diferentes animales de ganadería.

Al ver esta horrible escena, la diosa del Sol cae en una profunda tristeza y una gran ira en contra su hermano Tsukuyomi, queriendo ir siempre de él por su forma de ser tan fría y sin sentimientos. A lo que el dios de la Luna, avergonzado por su horrible acto, decide huir de la justicia y perseguir a su hermana para conseguir su perdón.

La diosa Amateratsu decide de enterrar los restos de esta diosa en la tierra y, desde ese momento, la Tierra se volvió tan fértil y capaz de cosechar los diferentes granos que poseía esta diosa en su interior y brotó de animales al mundo, lo suficiente para abastecer a todos los humanos de carne con que alimentarse y acompañar así los 7 granos esenciales dentro de la comida  japonesa.

Dejar Comentario