Descubre todo sobre Imdugud, un ave mitológica

Imdugud, es también conocido como el dios que conoce los cielos, es una divinidad menor que pertenece a la cultura sumeria, este dios representa el viento del sur, las nubes y las tormentas. Todo lo que necesitas saber acerca de esta deidad sumeria podrás encontrarlo aquí.

Imdugud dios del cielo

También es conocido por el nombre de Anzu, significa aquel que surca los cielos, es visto como una deidad menor dentro de la mitología sumeria, esta deidad encarna el viento del sur, las nubes de tormenta, de igual forma que su madre Siris quien era la divinidad que gobernaba sobre el cielo. En la antigua Mesopotamia el nombre Imdugud es presentado como un hombre pájaro, que es capaz de respirar fuego y agua. En muchas leyendas se ve a esta deidad como un grifo un ser que posee cuerpo de pájaro y una gran cabeza de león. (Ver articulo: Damkina)

Leyenda

Esta deidad se manifiesta como un gran pájaro que fue capaz de realizar grandes hazañas durante su reinado en el mundo terrenal. Imdugud es el responsable de robar las tablillas del destino (estas eran unas tablas en donde los dioses controlaban el destino de las personas), fue capaz de robar estas de las manos de Enlil, en un descuido del mismo, y acto seguido decidió esconderlas dentro de las profundas montañas, para que nadie más pudiera obtener ese gran poder.

Los dioses, en vista de esta acción tomada por el dios Imdugud, decidieron reunirse y tomar las medidas necesarias para arremeter ante la acción de este dios, estos llegaron al consenso de que Ninurta luchara para encontrar a Imdugud, y así poder desterrarlo del panteón de los dioses. Y así fue como el dios Imdugud fue derrotado por las manos de Ninurta y lanzado del mundo de los dioses hacia la tierra, donde fue adorado por muchos años en la ciudad de Ur que luego fue destruida por los mismos dioses, estas leyendas aparecen en diferentes textos mesopotámicos.

Cuando Imdugud retornó a su nido, peleó contra del dios Ninurta, estos entablaron una feroz batalla que duró muchos días, el gigantesco pájaro escupía fuego por su boca, mientras que Ninurta trataba de envolverlo con los siete vientos. La gran pelea dejó muchos estragos en nido de Imdugud causando la destrucción de éste, Imdugud esquivaba los ataques de viento dirigidos por Ninurta. Finalmente, el dios  Ninurta, siguiendo los consejos de Enki, arrancó muchas de las plumas de la deidad  Imdugud y, en su lugar, introdujo muchas flechas que le dio el mismo Enki para poder debilitarlo, hasta que pudo conseguir degollarlo. Luego de esto, el dios Ninurta se retiró al mundo de los dioses para celebrar su victoria, e Imdugud regenerar su cabeza y se escapó hacia la ciudad de los seres humanos. (Ver articulo: Enten)

En la Antigua Sumeria, Imdugud era vista como una criatura arcádica, ya que era una gran ave que poseía unas grandes alas capaces de destruir múltiples templos con solo agitarlas, se consideraba que este dios era la personificación de la fuerza atmosférica, capaz de controlar los diferentes vientos y corrientes de aire, además, era capaz de controlar la lluvia, y hacerla caer en muchas partes de su ciudad.

A Imdugud se le conocía por ser un terrible dragón que poseía cuerpo de pájaro con la cabeza de un león y voz humana, se decía que esta criatura era de un tamaño tan grande que era comparable con los grandes templos donde vivían los diferentes dioses, además el batir de sus alas eran capaces de causar huracanes y tormentas de arena.

Culto

El culto hacia esta deidad se ve reflejado durante las antiguas tablas donde se muestran la historia de esta deidad y todas las grandes hazañas que realizó durante su convivencia con los seres humanos. Esta deidad, por mucho tiempo, protegió a los humanos de las otras deidades que se encargaron de lastimar o causar daño hacia los seres humanos.

Según muchos textos antiguos sumerios, esta deidad permaneció bajo el cuidado los sumerios hasta lograr recuperarse de su pelea contra el dios Ninurta, durante este periodo la gente del pueblo de Ur se dedicó al cuidado de este dios, por tal motivo se ve reflejado a este como el protector de los seres humanos, capaz de volar por los cielos y causar grandes tormentas. (Ver articulo: Chilam Balam)

Por muchos años, los creyentes le rendían honor y tributo a esta deidad y la construcción de un templo donde se veneraba lasgrandes hazañas de este y se le pedía por la protección contra el mal y la ira de otras deidades.

EVALÚA ESTE ARTÍCULO


Si te ha gustado el artículo Descubre todo sobre Imdugud, un ave mitológica te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

Deja un comentario