≡ Menu




El dios Pan: todo lo que debes saber

Como lo indica el folclore griego, el dios Hermes, que había surgido como humano, tenía una relación ilícita con una hija de Driope, que terminó embarazada, dio a luz a un niño que fue repudiado y abandonado en las áreas boscosas por su madre, ya que tenía una apariencia mitad humana y mitad criatura, era conocido como el dios Pan.

el dios pan 1

¿Quién es el dios Pan?

El dios Pan era un dios erótico, que pasó el día persiguiendo a las ninfas y tuvo una gran posteridad con ellas. No solo fueron las hadas las víctimas de sus impulsos, sino que también sedujo a Selene, la diosa de la Luna, camuflándose como una oveja. La ninfa Siringe, quien era parte del sequito de la Artemisa virginal, no tenía ningún objetivo de caer en su poder y huyó a las orillas del río Ladon, donde las ninfas la resguardaron transformándola en brotes de hiedra a su propia demanda particular.

Después, Pan hizo una flauta de madera con los brotes de esa misma hiedra y descubrió cómo jugar con un aire triste hasta el punto en que llegó a enfrentarse con Apolo y su lira. Apolo ganó el desafío, a pesar de la ayuda de Midas, el terrible gobernante frigio, que favorecía el mejor la manera de tocar de pan, por lo que el dios lo maldijo al obligarlo a llevar orejas de burro.

Como la fuerza divina de los bosques y los bosques, el dios Pan vio la fecundidad de las multitudes. Era un dios generoso a quien le gustaba la posibilidad de vivir fuera. Sea como fuere, cualquier individuo que lo molestara encontraría su lado opuesto, ya que podría clasificar e influenciar a otros a temblar de miedo: de ahí surge posteriormente la palabra “pánico”.

También podría sembrar pavor entre las fuerzas armadas. Como indicaron los atenienses, hizo huir a los soldados persas en medio de la batalla de Maratón, en 490 a.C., en la que los griegos estaban fuera de guardia. Un lugar sagrado comprometido con Pan en Atenas demuestra la apreciación de Atenas por su asistencia.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Según la Mitología

Según la mitología, el dios Pan creció solo en el bosque, como un animal. Como había albergado gran resentimiento hacia los mortales por haberlo rechazado, se encargaba de asustar a cualquiera estuviera cerca del lugar. Su padre, el dios Hermes, al ver el terror que causaba, lo llevó al Olimpo, donde los dioses apreciaron el talento que poseía para la música.

Al crecer, Pan se alejó del olimpo, vivió a la periferia de todo. Convirtió a los bosques, cuevas y fuentes de Arcadia en su hogar. Según cuenta su leyenda, nunca participó en guerras, ya fueran humanas o de los dioses. Solo los pastores y cazadores eran merecedores de su favor. En estos bosques vivía de manera feliz y tranquila, cuidaba de sus rebaños hasta la llegada del mediodía, luego dormía durante las tardes bajo la sombra de algún árbol o al frescor de una fuente.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Durante las tardes, se escondía detrás de los árboles y arbustos para espiar a las ninfas, o las perseguía, aprovechando sus aptitudes físicas. Estas siempre lo invitaban a las fiestas que organizaban. A pesar de su aspecto físico, tuvo una vida amorosa muy activa. Mantuvo relaciones con muchas ninfas, entre ellas se encontraron Eco, Eufema, y Selene, la diosa de la luna.

Además, estaba muy orgulloso de poder conquistar a todas las Ménades, las asistentes El Dios Dionisio. Aunque también sufrió decepciones amorosas, nunca pudo conquistar a las ninfas Pitis y Siringa, a pesar de sus muchas persecusiones. Pitis huyendo de él, se transformó en pino, muy enojado, tomo una de las ramas y se confeccionó una corona. Siringa se transformó en caña, de la cual Pan obtuvo el material que utilizó para crear su primera flauta.

Curiosidades

Un dato interesante, es que se presume que el dios Pan es uno de los pocos dioses que han muerto. Esta hipótesis existe gracias a que una voz que surgió del mar le anunció al marinero Tamo mientras viajaba: “Tamo, ¿estás ahí? Cuando llegues a Palodes encárgate de anunciar que ha muerto el gran dios Pan”. Plutarco colecciona la noticia en por qué callan los oráculos, pero no se ha demostrado su autenticidad.

Algunos acusan a Tamo de haber traducido mal la voz que escuchó. Pausanias, quien realizó viajes por Grecia años después, asegura que encontró muchas cuevas y templos consagrados a este dios. Por lo tanto, no es algo que pueda confirmarse. La leyenda culmina advirtiendo: si alguna vez viajas a Grecia, no busques la tumba del dios Pan, solo hallarás aire y tierra removida.

Si quieres saber más de este semidiós amable y generoso, puedes ver el siguiente video:

s

Dejar Comentario