≡ Menu




Anfítrite: Todo lo que debes saber

En la mitología griega se consideraban “nereidas” a todas las hijas del dios Nereo y la oceánide Doris. Una de ellas era la diosa Anfítrite, también conocida como la «Señora de los Mares», la personificación femenina del mar tranquilo.

¿Quién era Anfítrite?

Anfítrite —en griego Άμφιτρίτη— fue una de las cincuenta nereidas hijas de Nereo y Doris, posteriormente convirtiéndose en esposa de Poseidón y madre de un hijo y una hija: Tritón y Rodo. Otras versiones indican que pudo haber tenido una tercera hija llamada Bentesicime. Anfítrite también era considerada madre por la mayoría de las criaturas marinas que la seguían y adoraban; tales como los delfines, las focas y los caballos de mar.

Tambien Te Recomiendo Ver...

diosa del mar tranquilo anfitrite

Otra de las mitologías, según Apolodoro, narra que Anfítrite no era una nereida, sino una oceánide. Cuyos padres eran Océano y Tetis (de aquí el término “oceánide”)

Características de Anfítrite

Anfítrite se caracterizaba por resaltar naturalmente entre las demás nereidas. Su rubia cabellera envuelta en redes que la adornaban, en ocasiones, se ocultaba detrás de una corona hecha con perlas y conchas de mar, la cuál habría sido entregada por Poseidón al casarse con ella y convertirla en la reina del Mar Tranquilo.

Tambien Te Recomiendo Ver...

anfitrite características

Su vestimenta solía ser la misma que sus hermanas nereidas; túnicas de seda blanca o demás colores vivos con decoraciones doradas, las cuales portaban el tridente de Poseidón en señal de su unión con este reino. No obstante, la mayoría del tiempo se encontraban desnudas ya que esto facilitaría su desplazamiento a través de las aguas.

Al llamarla “diosa del Mar Tranquilo” se hacía referencia a la paz y tranquilidad que esta simboliza. Se relaciona con la belleza natural del mar y la gran variedad de vida acuática que este posee; simbolizando a sus animales, plantas; y el increíble e imponente detalle de sus paisajes.

Anfítrite en el Arte

En el arte, Anfítrite siempre fue retratada junto a su consorte Poseidón y acompañada de un gran número de criaturas marinas y sus hermanas nereidas. En algunas ocasiones se puede apreciar la compañía de sus hijos Tritón y Rodo, mientras ésta se encuentra en un carruaje hecho con materiales marinos, tirados por caballos de mar y delfines. También puede apreciarse sentada en un trono mientras su séquito de criaturas la adora y acompaña.

Tambien Te Recomiendo Ver...

estatua de anfitrite

A pesar de la importancia que Anfítrite tenía para Poseidón, ella nunca fue parte esencial de alguna de sus hazañas como dios de los Océanos; y por ende no se encuentra plasmada en muchas obras artísticas mas que para demostrar la belleza que le pertenecía al dios Poseidón.

Apolo Delio en el himno homérico, relata el nacimiento de Apolo y cómo las diosas principales, Rea e Ichnaea, Dione, Temi y Anfítitre se encontraban allí. Se reconoce a Poseidón y su papel en Píndaro, su sexta oda olímpica, como la gran deidad que rige el mar y cónyuge de Anfítitre. Ésta fue la última ocasión en la que Anfítrite formó parte de de la historia mitológica. Desde entonces, sólo es representada como metáfora del mar.

Cabe destacar que, en la actualidad, se han erigido obras artísticas tales como pinturas, fuentes o estatuas, las cuales ocupan populares plazas y museos.

fuente de anfitrite y neptuno

Poseidón y Anfítrite

Una de las historias cuenta que Poseidón, enamorado por completo de ella, la raptó mientras esta se encontraba danzando en la isla de Naxos junto a sus demás hermanas nereidas, obligándola a casarse con él. Al contrario, otra de las historias establece que Anfítrite huyó desesperadamente hacia las profundidades del mar al enterarse del amor que Poseidón sentía por ella y así poder resguardarse en la morada del titan Atlas, luego de pedirle su ayuda.

Poseidón, al enterarse de esto, envió a sus seguidores (los cuales eran una variedad de criaturas marinas: delfines, caballos de mar, tiburones y bancos de peces) a encontrarla y tratar de convencerla para que accediera a casarse con él.

anfitrite y poseidon

Una de sus criaturas llamada Delfino logró encontrarla primero que los demás, persuadiéndola para darle una oportunidad a Poseidón y que volviese con él a su reino. Anfítrite, al verse convencida, aceptó su propuesta y acompañó a Delfino de vuelta a su hogar.

Por su gran elocuencia, Poseidón recompensó a Delfino con un “lugar entre las estrellas”, elaborando la constelación Dolphinus, el delfín.

constelación de delphinus

Neptuno y su satélite “Nereida”

En la mitología romana, Poseidón tomaba el nombre de “Neptuno”, el mismo nombre con el que fue apodado el planeta más lejano del sistema solar. Una de sus lunas (o satélites) fue bautizada como “Nereida” en referencia a la nereida Anfítrite quien siempre se hallaba acompañando a Neptuno.

Dejar Comentario