Aprende todo sobre Nisaba, diosa mitológica

Nisaba es una diosa que pertenece a la cultura sumeria, conocida por ser una deidad de la fertilidad, la escritura y la astrología. Todo lo que necesitas saber acerca de esta diosa lo encontrarás aquí.

Nisaba diosa

Nisaba es una deidad que pertenece al culto sumerio, vista como una deidad única y destacada de los otros dioses, era considerada la diosa de la fertilidad en Sumeria, muchas fueron las mujeres religiosas que le rendían culto con fe y devoción a esta deidad; es también conocida por ser la diosa de la escritura según textos antiguos.(Ver articulo: Ishtar)

Nisaba fue la encargada de enseñar al mundo el arte de leer y escribir, su devoción y cariño hacia los humanos la hacía única, pues se creía que esta diosa deseaba repartir la enseñanza de los dioses a todas las personas del mundo, inculcandoles y adiestrándolas para que éstas lograran un nivel de espiritual mucho más alto e relevante dentro de las diferentes culturas y civilizaciones.

Muchas son las leyendas que hablan como esta deidad se posicionó por encima de los otros dioses, poniéndose como una criatura que poseía un conocimiento vasto y grande del mundo, se le concede poderes de fertilidad, amor y era vista como una figura maternal.

Culto

A esta diosa se le conocía por los nombres de Nidaba o por el nombre de Nanibgal, esta deidad se encargó de enseñar cómo leer las estrellas y los mensajes que arrojaba el universo hacia los seres humanos, además, llevó la astrología a todos aquellos que se dedicaban a interpretar los caminos de las estrellas y el significado de las diferentes constelaciones en el mundo.

Se le conoce también por ser la hija de la diosa Enlil, esta creencia perduró por muchos años dentro de la cultura sumeria, fue después de varios descubrimientos arqueológicos que se encontraron muchos indicios que aseguraban que esta deidad era la hija de la diosa Enki.

Fue venerada y adorada por muchos años en la cultura sumeria ya que sus enseñanzas y prácticas alcanzaron a todos y cada uno de los habitantes de la antigua sumeria, quienes eran fieles creyentes de los poderes de esta deidad en el mundo. (Ver articulo: Raijin)

El templo donde se veneró a esta deidad se encuentra dentro de la ciudad de Uruk y Umma, en donde se encontraban diferentes esculturas de ésta, donde se realizaban ofrendas de diferentes frutas, comidas, flores e incluso diferentes tipos de granos, todo para que esta diosa pudiera inundar de prosperidad y riqueza a todo aquel que creyera en ella.

La diosa Nisaba era la consorte del dios Haya, la cual le dio por mucho tiempo la asociación con el arte de la escritura, ya que estos dos dioses se simbolizaban de diferentes maneras, esto hacía que muchos de los religiosos buscaran conseguir el idioma más cercano a los dioses para poder entenderlos y aplicar sus enseñanzas en las personas.

Después de muchos años, los mismos sumerios pasaron a ver a esta deidad como una patrona de las ciudades, convirtiéndola en una entidad divina que se encargaba de enseñar y guiar a los seres humanos al entendimiento y control de los mismos dentro de la sociedad donde convivieron; por mucho tiempo la diosa Nisaba gobernó sobre grandes ciudades, inculcando la escritura y el arte como expresión de respeto hacia los dioses. (Ver articulo: Humbaba)

Poderes

Esta deidad tenía la capacidad de instruir a las personas a la escritura y el uso de símbolos representativos, los cuales servían para encerrar un significado propio de su lengua, muchos fueron los símbolos que se usaron para poder escribir su nombre, Nisaba significa arroz dentro de la cultura sumeria, esta durante muchos años fue conocida también como la dueña del arroz, esta se consideraba como una mujer que aparecía en los diferentes plantaciones de arroz.

Era ésta la que ayudaba a conseguir una gran cosecha de la misma. Fueron muchos los mitos en donde se mostró a esta diosa y sus control sobre los diferentes granos que se manejaba en esas épocas, en estos mitos se conocía a esta deidad con el nombre de Nidaba, la cual para la cultura sumeria era la única dueña del arroz y los sembradíos del mismo.

A la diosa también se le conocía por sus gran afinidad con las mujeres y la concepción de un hijo, por tal motivo muchas mujeres se dirigían en los días de cosecha del arroz al templo de Nisaba donde se le hacían ofrendas de grandes comidas para que esta intercediera para que estas pudieran concebir un hijo sano y fuerte.

EVALÚA ESTE ARTÍCULO


Si te ha gustado el artículo Aprende todo sobre Nisaba, diosa mitológica te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

Deja un comentario