¿Quieres saber quién es cunina? Apréndelo aquí

Cunina, se trata de una diosa mitológica la cual era la encargada de la protección y cuido de los niños, entre sus características estaba de librar a dichos niños de malas energías como el conocido mal de ojo.

cunina

 

Origen de Cunina 

cunina

Esta diosa mitológica se dice que está dentro de las raíces de la diosa Rumina y Cuba, Cunina es una diosa romana de niños que cuida y protege a los bebés en la cuna. Su nombre se relaciona con el latín cunae, que significa cuna o nido para pájaros jóvenes. 

La diosa Cunina junto a sus hermanas

 Con Sus hermanas, Cuba, que protege a los niños pequeños mientras duermen en la cama, y ​​Rumina, la diosa de la lactancia materna que aseguraba que fueran alimentadas(os), guardó la vida temprana del niño, en un momento potencialmente peligroso dados los índices antiguos de mortalidad infantil.  Ella y sus hermanas recibían ofrendas de leche en lugar del vino habitual, como era apropiado para una Diosa de niños. Ella, al igual que sus hermanas, a veces se consideraba un aspecto de la madre Diosa Juno; grupo al que se la consideró parte de la  comitiva de esta diosa.

 Asegurando el futuro

 Todos los niños debían tener la oportunidad de desarrollar sus talentos. Un niño que tenía acceso a la protección y cuidados  podía levantarse con más posibilidades de tener un futuro mejor.  El apoyo Cunina les daba la seguridad y la  esperanza de vida ha un niño desprotegido en tiempos muy difíciles, Cunina junto a Rumina eran las encargadas de velar por el bienestar de los infantes, y quienes daban la seguridad a los padres de mantener sus legados fuertes y saludables.  Ha Rumina no se le daba el titulo de diosa, más bien se le consideraba una entidad, tanto Cumina como Rumina eran identificadas como indígenas o primitivas.

Las guardianas fieles y perfectas (Cunina-Rumina) 

Eran las guardianas de los niños y niñas y se dice que su protección era considerada algo de real importancia, para la época que data su existencia las condiciones eran muy desfavorables para el desarrollo de los hijos.  Por eso junto a Rumina quien se encargaba de las madres lactantes y Cunina de protegerles entre ellas hacían un muro protector alrededor del niño y niña a su cuido.

cunina

Una diosa menor también se une

También estaba una diosa menor quien aportaba gran ayuda tanto a Cunina como a Rumina era “Cuba” quien estaba involucrada en el cuido del niño mientras dormía y ya dejaba de participar cuando el infante pasaba a la cama por considerarse ya menos desvalido. Dentro de la mitología Romana en esta área de la maternidad, existía también la diosa Juno que tal como lo indicaban las escrituras era la diosa maternal. (ver articulo: Dis pater)

Juno hija de Saturno se le conoció como una deidad mayor dentro de los romanos. En la mitología griega reza de una diosa llamada Ilitia quien se decía era hija de Zeus y Hera, y tal como lo hacía Cunina Ilitia se encargaba de ayudar a las parturientas, y entre los partos que atendió destacan cuando recibieron a Artemisa y Apolo cuando Leto estuvo en sus trabajos de parto.

Los legados en la época mitológica eran sumamente importantes, ya que le aseguraban la permanencia en el poder a emperadores o imperios (su mayoría ligados a potestades) por lo que el celo que circulaba en las familias con respecto a los hijos era enorme.

cunina

De allí parte la importancia que tenían tanto las madres como las propias cuidadoras o protectoras. Imaginen que dicen las historias que se conocían  de unas serpientes que les extraían  la leche a las madres mientras dormían y metían su cola en la boca de los hijos para evitar que lloraran y así ellos asumieran que era el pezón del seno de la madre.

Por supuesto que las Cuninas en muchas oportunidades debían exponerse para defender con sus propias vidas a los infantes bajo sus custodias, son muchas más que nombran dentro de esas abnegadas diosas y entidades fieles a los cuidados de ese futuro que estaba en sus manos. (ver articulo: Osiris)

La llegada de un niño a una familia Romana podía ser motivo de mucha alegría y celebración, así como podía ser considerado una desgracia también cuentan las historias ligadas a este momento que cuando la criatura nacía pasaba por el reconocimiento del padre como su hijo.

cunina

El niño era colocado en el piso y si el padre lo observaba sin defectos ni mal formaciones lo aceptaba y le daba sus apellidos, en los casos que no les aprobaban el niño o lo dejaban morir o lo llevaban a los templos para que fuesen adoptados.

EVALÚA ESTE ARTÍCULO


Si te ha gustado el artículo ¿Quieres saber quién es cunina? Apréndelo aquí te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

Deja un comentario