Seth, el Dios de la Guerra en la mitología egipcia

Cuando se habla de mitología, la mayoría de las personas ubica rápidamente a la Mitología Griega o bien la Romana, pero solemos olvidamos de la Mitología Egipcia, cuyo estudio es sumamente interesante. En este artículo abordaremos al Dios de la Guerra en la Mitología Egipcia, claramente estamos hablando de Seth.

Seth

Seth en la mitología

Cuando se habla de Seth, se hace referencia a que es un dios ctónico, es decir una deidad proveniente del inframundo, todo lo contrario a las deidades celestes o bien provenientes del cielo. Seth representa no solo la guerra sino también la fuerza bruta o lo inevitable, es el Dios del caos, la sequía y del desierto.

Seth fue hermano del dios de la agricultura en la mitología egipcia, es decir, Osiris. Cuenta la leyenda que Osiris se casó con Isis y fueron los primeros gobernantes de Egipto.

En el momento en que Seth asesina a su hermano Osiris, Isis lo revive y es de esta forma es como Osiris se convierte en el Dios de la muerte, al ser el primer hombre en descender al inframundo y revivir, por su parte Isis es reconocida como la Diosa de la salud, la maternidad y el matrimonio.

Representaciones

Como sabemos, la Mitología Egipcia tiene una rica y variada iconografía, es decir, una diversa simbología en lo que respecta a sus Dioses. Con frecuencia, Seth es representado como un ser animalesco cuya particularidad es ser un bípedo, a este término nos referimos porque tiene y anda en dos patas.

La iconografía de Seth opone resistencia a cualquier tipo de clasificación animal, ya que hasta los momentos no se sabe qué animal representa a esta deidad. Podemos describir a la representación de Seth como una figura casi humana con una cabeza similar a la de un perro, cuyo hocico es curvado y alargado, sus orejas son de forma rectangular y posee una cola levantada.

La primera representación conocida de este Dios la podemos encontrar en una vasija de arcilla muy antigua, la cual se conoce como la cabeza de maza del rey Horus, quien sería un Dios celeste y representaría a la realeza en el cielo. Han sido muchas las interpretaciones que se le han dado a la figura de bestia que representó a Seth, pero hasta los momentos no se ha determinado que dicha forma sea verdadera o bien que haya existido.

Importancia

Seth es un antiguo dios que proviene de Nubt o bien la “ciudad de oro” lo que en la actualidad vendría siendo la ciudad de Naqada. Inicialmente era considerado como la deidad del desierto, al recibirla como herencia por parte de Geb, quien vendría siendo el Dios creador de la Mitología Egipcia.

El Dios Seth se caracterizó por ser venerado, pero a su vez muy temido y odiado, al caracterizarse por ser una deidad protectora y destructora. Cuando observamos la historia de este Dios, podemos notar que actuó como el hermano envidioso y representante del mal una vez integrado en el mito referente a Osiris.

Durante el Nuevo Imperio de la Mitología Egipcia, a Seth se le consideró como un Dios benévolo, además era el Dios protector de las armas, el productor de las guerras y el creador de los oasis. La popularidad del Dios de la Guerra fue tal, que era capaz de infundir confusión y discordia entre los enemigos de Egipto.

Seth

Protagonismo en la Mitología Egipcia

Desde un primer momento, Seth fue asociado como el dios del desierto y por ende cada vez que ocurría una tormenta de arena, elementalmente era provocada por esta deidad. También era conocido por ser el dios protector de las caravanas que se desplazaban por los desiertos de Egipto. Por causa del muy hostil clima que existía en el desierto, se veía a este Dios como un ser muy poderoso e incluso considerado como una de las deidades principales de la Mitología Egipcia.

A pesar de que se le considere la contraparte del dios de la muerte Osiris, muchas de las acciones que Seth toma se deben principalmente a su descomunal fuerza y carácter, más que propiamente a su maldad. Como habíamos comentado, Osiris y Seth eran hermanos y este último asesinó a Osiris, el motivo de este asesinato fue la envidia ya que al momento de la repartición del Dios creador Geb, a Seth le correspondió el desierto y a su hermano Osiris le otorgó el terreno fértil.

Una vez que es asesinado Osiris, Seth es exiliado al desierto ordenado por su sobrino Horus, quien sería el hijo de Osiris y además Dios de la realeza en el cielo. Este exilio se debe principalmente al asesinato mencionado.

Seth como Dios Protector

No solo el asesinato de su hermano sería una de las atrocidades que estarían en manos de Seth, también se le acusa de robar el sol y de traer oscuridad a Egipto. Pero a pesar de estas malas acciones, se le considera como un protector del faraón cuando llegamos a la segunda dinastía de Egipto y también durante la dinastía XV. Cuando se habla del Imperio Nuevo de Egipto, abarcamos las dinastías XVIII hasta la XX y durante este tiempo fue considerado como el Dios de la guerra y del ejército.

Quizá una de las historias menos conocidas entorno a Seth corresponde a su papel como protector de la barca solar del Dios Ra, quien es el Dios del Sol. Esta historia relata que el Dios del Sol le encargaría al Dios de la Guerra proteger su barca y desde la proa, este se dedicaría a luchar todos los días  contra Apofis quien sería una serpiente que representaba al caos en las tinieblas.

Historia y origen de Seth

En lo que respecta a la historia de Seth, podemos decir que era uno de los cuatro hijos de la Diosa Nut, quien es la creadora del cielo y el Dios Geb, el creador de todo. Sus hermanos eran Osiris, el dios de la agricultura, Isis, la diosa de la salud y Neftis, la Diosa de la Oscuridad, habiéndose casado con esta última.

Deidad Malvada

Quizá el hecho que más se conoce sobre Seth corresponde al asesinato de su hermano Osiris. Entorno a esta historia existen dos versiones, la más conocida es la que contamos anteriormente, donde la motivación de dicho asesinato sería la envidia. Pero la versión menos comentada es que al parecer, Seth descubre que su esposa y hermana Neftis mantiene una relación íntima con Osiris y por esta razón decide matar a éste último desmembrando su cuerpo en 14 pedazos.

Lo que sí es cierto es que Seth está directamente implicado en el asesinato de su hermano Osiris y además esto le da el reconocimiento como una deidad malvada. Durante este tiempo, Seth es quien usurpa el poder en Egipto y es su sobrino Horus, la deidad de la realeza en el cielo, quien conspira en su contra para retornar el poder a las deidades celestes, es decir, a las deidades buenas.

Seth

Este proceso de conspiración liderado por Horus tiene su desenlace en una gran batalla, la cual finaliza con la derrota de Seth, incluso este no solo es derrotado en batalla sino que también es declarado perdedor por la justicia Egipcia. Luego de esta contienda, Seth es exiliado al desierto y es aquí donde se le conoce como el Dios de los desiertos y de la sequía. Durante su exilio es el creador de los Oasis.

Deidad Protectora

Si bien es cierto que el homicidio de su hermano es motivo suficiente para que Seth sea considerado una deidad malvada, no siempre fue así. Este dios tuvo un papel protagónico para que Ra se mantuviera en el poder y siguiera siendo adorado por sus seguidores. La fuerza física y sus poderes salvaron a Ra y a sus seguidores del inclemente clima del desierto y de sus peligros, esto le otorgaría el título del “Protector de Ra”.

 Características de Seth

En la cultura de Egipto, se acostumbra a representar al Dios Seth como un hombre cuya cabeza pertenece a un animal fantástico al cual llamaban Seth. Este animal tenía un hocico alargado y puntiagudo, sus orejas eran elevadas y de forma rectangular, su cuerpo humano es bastante delgado y poseía una cola larga bifurcada, similar a la de un perro. El cuerpo del animal fantástico de Seth tenía mechones de piel, los cuales ostentaban forma de flechas invertidas.

Existen imágenes donde se muestra a este Dios sosteniendo en una mano una “cruz ansada” o como se le conoce en la cultura Egipcia “ankh”, esta es una cruz cuya parte superior se forma en un óvalo y representa la llave de la vida. En la otra mano sostiene un bastón largo, cuya parte inferior está dividida en dos y en la parte superior de este bastón posee la cabeza del animal Seth.

Seth

Los egipcios también relacionaron a Seth con diferentes animales, por eso también se le llegó a describir como ellos. Los animales que en su momento se asociaron al Dios de la Guerra fueron el jabalí, el cocodrilo, el antílope e incluso un asno.  Considerando su maldad, a este dios se le llegó a asociar también con animales venenosos, como escorpiones y serpientes. Algunos mitos egipcios lo han relacionado con un hipopótamo.

Culto al Dios Seth

Durante el período tinita, también conocido como el Período Arcaico de Egipto que transcurrió entre los años 3100 y 2686 antes de Cristo (a.C) se inicia la historia de las dinastías del Antiguo Egipto.A lo largo de este tiempo, este Dios fue objeto de una veneración formal y era incluso considerado un Dios tan importante como Horus, la deidad de la realeza en el cielo mientras duró el reinado de Jasejemuy, quien sería el último faraón del período mencionado.

Más adelante en la historia, tuvo lugar el período de dominación de los soberanos de origen extranjero o conocidos en la cultura egipcia como “hicsos”, transcurrido durante la dinastía XV. Para entonces, Seth era considerado un dios nacional y se le identificaba con Baal, una deidad de la cultura de Asia Menor y de oriente en la ciudad de Avaris. Este Dios fue visto como una abominación durante las dinastías XVII y parte de la XVIII esto como un reproche a los enemigos “hicso”.

En la época Ramésida, la cual transcurrió durante la Dinastía XIX se le da una nueva connotación a este Dios, pues de forma temporal se originan nuevas zonas de culto al mismo. Esta nueva connotación era enfocada hacia los asuntos militares pero esto acaba cuando entramos al primer milenio antes de Cristo (a.C) ya que vuelve a ser el Dios cruel al asesinar a Osiris.

En cuanto a su papel como Dios mayor, se desempeñaba como protector del Sur de Egipto o conocido también como “Alto Egipto”, lugar donde era venerado principalmente en la ciudad de Nubt, que en la actualidad es la ciudad de Naqada. A pesar de esto, Seth nunca gozó de culto por el pueblo egipcio, a excepción de algunas épocas de las primeras dinastías.

Templos en su honor

Uno de los principales centros de adoración para Seth fue Ombos, que se ubica en la actualidad en la ciudad de Naqada. Hoy en día la mayor parte de este templo son ruinas, pero lo que aún queda en pie pertenece al período del Nuevo Reino el cual transcurrió durante las dinastías XVIII, XIX y XX.

El objeto más importante encontrado en este templo fue el cetro que Amenhotep III le dedicó a Seth, este personaje fue faraón de la dinastía XVI y su tributo se reconoce como el objeto de loza más grande que jamás se haya encontrado en Egipto.

Otro de los seguidores más empedernidos de Seth fue el gobernante hicso Apopi I quien lo tomó como el único Dios, ignorando a los otros Dioses que se encontraban en Egipto. En honor a este Dios se construyó un templo en la ciudad de Avaris, la capital durante el período de dominación soberana extranjera que transcurrió a mediados del siglo XVII a.C, este templo estaba justo al lado del palacio de Apopi I. En esta adoración a Seth se le asociaba como el Dios de la tormenta.

Anubis y Seth Dios egipcio

Existe una confusión frecuente entre Anubis, el guardián de las tumbas y Seth, el Dios de la Guerra y es que ambos se parecen mucho físicamente, a continuación hablaremos sobre Anubis y procederemos a hacer una comparación para dejar en claro que no son lo mismo.

El  Guardián de las Tumbas Anubis

El Dios del inframundo, conocido frecuentemente como Anubis, es asociado con la muerte y la resurrección en la religión del Antiguo Egipto, es el maestro de los cementerios y el protector de los embalsamadores. Anubis es representado como un hombre con cabeza de perro; su significado es algo que aún no ha sido esclarecido, pero una de las explicaciones referentes a su nombre es que podría provenir de la onomatopeya de un Chacal aullando.

Con respecto a su representación simbólica, la forma canina de este Dios se inspira en el comportamiento de los perros como carroñeros oportunistas, los cuales se paseaban por los cementerios en las noches, buscando alimentarse de los cadáveres.

La tradición egipcia vincula a Anubis como el hijo de Ra con Neftis, pero esta teoría pierde credibilidad en base a una narración del historiador griego Plutarco durante el siglo II después de Cristo (d.C) donde dice que Anubis es el hijo ilegítimo de Neftis y Osiris.

Anubis está íntimamente relacionado en la historia de Osiris pues, cuando este último es asesinado Anubis junto con Isis, la deidad de la salud y Neftis, la deidad de la protección se dedican a reconstruir el cuerpo, convirtiéndose en la primera práctica de momificación en todo el mundo.

Este Dios del inframundo momifica los cuerpos para que puedan ser incorruptibles y eternos, además se encarga de purificar los corazones contaminados por la bajeza de la vida terrestre. Anubis antes de momificar evalúa las almas en base al peso del corazón y tomando esto como referencia, se le proporcionan muchas ofrendas de alimentos a la momia, para que alcance el rango de ancestro digno.

Diferencias entre Seth y Anubis

La principal diferencia entre Seth y Anubis es que uno es el Dios de la Guerra y el otro el Dios del Inframundo respectivamente. Por otro lado, aunque su representación simbólica es muy similar, Anubis es un humano con cabeza de can y Seth es un humano con la cara de un animal fantástico, se diferencian mucho por la forma del hocico y sus orejas.

Finalmente, podríamos diferenciarlos por sus aportes en la cultura egipcia, por su parte Seth se destaca por ser una deidad malvada y en ocasiones protectora cuando hablamos de la historia de la barca del dios del sol Ra; por otro lado Anubis instaura la momificación, lo que vendría siendo sin lugar a dudas uno de los mayores aportes que tiene la cultura de Egipto.

Familia de Seth

A lo largo de este artículo, hemos hablado de la historia de Seth y de sus vínculos familiares con otras deidades de la cultura Egipcia.  A continuación haremos una especie de árbol genealógico de Seth, el Dios de la Guerra, para poder comprender un poco más su papel en la Mitología Egipcia:

  • Padre: Geb, dios creador de todo.
  • Madre: Nut, diosa del cielo.
  • Hermano: Osiris, dios de la agricultura y la fertilidad.
  • Hermana: Isis, diosa de la salud y del matrimonio.
  • Hermana / pareja : Neftis, diosa de la oscuridad y la decadencia
  • Sobrino: Horus, dios de la realeza en el cielo
  • Sobrino/Hijo: Anubis , dios del inframundo y de los funerales.

En este artículo pudimos conocer acerca de Seth, el Dios de la Guerra en la Mitología Egipcia. Este Dios tiene una historia muy interesante donde pasa de ser una deidad malvada a una protectora y su adoración fue sumamente corta. Quizá a pesar de haber sido un factor importante para el dios Ra, Seth se mantiene en la historia como un Dios malvado.

EVALÚA ESTE ARTÍCULO
(Visited 26 times, 1 visits today)


Si te ha gustado el artículo Seth, el Dios de la Guerra en la mitología egipcia te recomendamos los siguientes artículos relacionados:

Deja un comentario