≡ Menu




Güije, lo que no sabías sobre es personaje mitológico

El Güije es una especie de duende representado en la mitología de Cuba, también es llamado Jigue o Chichiricu. Su aspecto es de un negrito muy pequeño, con facciones pintorescas y ojos saltones que habita en ríos y charcos, siempre anda desnudo y se aparece en las noches con  la finalidad de asustar a los viajeros; es una figura importante en la cultura cubana, sobretodo en la literatura y el arte. Aprende más de este pequeño duende leyendo este interesante artículo.

Güije

El mito

El Güije es una figura de la mitología cubana representada en la literatura de diferentes maneras, sin embargo es un ser de fantasía que en algunas regiones cubanas se ha vuelto una leyenda popular; es una especie de hombrecillo de raza africana y de edad madura, aunque algunos dicen que es un verdadero monstruo que al verlo las personas se asustan; se comporta igual que un duende, es muy pícaro y es capaz de hacer cualquier cosa, es más rápido que un caballo y brinca las cercas de un sólo salto, aparece y desaparece tan rápido que casi no se nota a simple vista.

Tambien Te Recomiendo Ver...

El mito ha llegado a extenderse a toda Cuba, incluso se han realizado muchas series infantiles, caracterizaciones en dibujos animados, y canciones en la música, pero sobretodo en la literatura cubana. (Ver articulo: Trasgus)

Como todo mito popular, nunca existe un verdadero lugar que indique la procedencia, por lo que muchas personas afirman que nació de un pozo, otros que nació de un río, específicamente en los que nunca llegan a secarse, dicen que allí vive, y de vez en cuando sale de su guarida en el agua para ir a la tierra hacer sus travesuras.

Sin embargo, podemos decir que existen algunas pistas de cómo llegó a la isla este pintoresco duende, según una de estas historias cuenta que unos diablillos llegaron a las Antillas Mayores encerrados en una botija de barro que venía de África, estaba en un navío Portugués dedicado al comercio de esclavos, al llegar a tierra firme la vasija se rompió y las criaturas quedaron liberadas, escapando por toda la isla.Güije

Tambien Te Recomiendo Ver...

Historias

En los históricos cuentos cubanos existen relatos donde el Güije del río La Bajada es uno de los más conocidos e incluso uno de los más viejos, allí se narran las travesuras de este hombrecillo en la población de Villa Clara, cerca del siglo XVII, describen incluso, la forma en que estos pequeños hombrecillos ayudaban a los esclavos a evadir las persecuciones de los llamados rancheadores, personajes encargados de controlar a los esclavos en la isla.

También se detallan historias donde enanos de piel negra y de un aspecto repugnante se aparecían en las fiestas campesinas, creando miedo y horror entre los asistentes, quienes huían despavoridos, aprovechando la criatura para robarse el combustible y los enseres que trasladaba a su madriguera.Güije

Existen muchas tradiciones de tipo oral que aún se cuentan en el interior de la isla, una de ellos dice, que en las noches de luna llena se aparecía en el puente de la vía fluvial de Villa Clara un enano burlón de color marrón oscuro como el chocolate, su finalidad era asustar a los transeúntes que se atrevían a deambular por el puente a esas horas de la noche.

Los seres humanos son el blanco para realizar sus fechorías, extrañamente no le interesan los animales, es muy selectivo con sus víctimas, buscan a las que aparentemente carguen frutas y alimentos, sin embargo existen diferencias en sus gustos, algunos que nos les gusta la fruta ni el tabaco, otros les encanta el ron y el dulce de guayaba, por eso sus ataques van dirigidos a personas que portan algún tipo de alimento o cosa que sea de su agrado. (Ver articulo: Duendes)

Tambien Te Recomiendo Ver...

Existen infinidades de personas en Cuba que dicen haber observado al Güije sentado en algún lugar, otros dicen que lo han atrapado e incluso lo han visto jugando pelota cerca de un cañaveral; cuentan que una vez estaban unos jóvenes estaban jugando béisbol, y cuando el juego iba por la mitad un muchachito muy pequeño se acercó a observar el partido.

Los otros jóvenes lo invitaron a jugar y el muchachito jugó alrededor de tres innings, debido a lo pequeño que era y la excelente manera en la que jugaba, llamó la atención de los otros que observaban, así que uno de ellos comenzó a detallarlo y miró que tenía grandes dientes, ojos saltones y algo colocado en la boca, seguidamente uno de ellos gritó: “Es un Güije”, y al momento, el negrito desapareció en el acto sin dejar ningún rastro que pudiera usarse para seguirlo.

Las infinidades de leyendas cuentan que esta criatura es incapaz de hacerle daño a alguien, solamente comete fechorías para divertirse, y cada cuento que se narra sobre este personaje termina siempre escapando o en alguna persecución. (Ver articulo: Yasy Yateré)

El Güije en la literatura y el arte

Numerosos cuentos se han escrito con respecto al Güije, en uno de sus grandes poemas, el excelso escritor cubano Nicolas Guillen, lo describió de la siguiente manera:

“Del fondo soy de la laguna fría donde la novia de la oscuridad, se va a deshacer  en platerías para mí, soy sobresalto de los imprudentes que se extravían en las madrugadas y aunque no pertenezco al heraldo de la muerte, yo soy Güije de la soledad”.

Dos grandes historiadores cubanos José Luciano Franco y José Rafael Lauzan, coinciden en afirmar que los Güijes fueron creados por los colonizadores españoles para asustar a los pequeños, y así evitar que se bañaran en los ríos y lagos de Cuba cada vez que quisieran, esto contribuyó a que el mito se expandiera por toda la región; la frase “Duérmete mi niño que te lleva el coco no vayas al río que te sale el Güije”, es una de las canciones que cantaban para alejar a los jóvenes de los ríos.

Güije

En las grandes manifestaciones artísticas cubanas, “El duende Moreno” está presente como figura principal, Nicolás Guillen lo presenta en su obra “Balada del Güije” como una criatura mala y sanguinaria; también el escritor Francisco Robaina en una de sus grandes obras llamada “La Leyenda de Güije” lo presenta como personaje principal; asimismo, el cantautor Silvio Rodríguez escribió un tema llamado “El Güije de la Soledad”.

En otras culturas

En España, específicamente en la región Galicia, existe el Trasno, el cual es un enano muy travieso y saltarín, su piel es morena y tiene barba, se viste con ropa de color rojo y tiene un hoyo en la mano izquierda, realiza sus apariciones en la noche y de día desaparece, le gusta realizar travesuras y se cree que es el precursor de nuestro Güije cubano.

Algunas personas dicen haber visto en el zoológico  de Nueva Orleans a la figura de Güije posando en el centro de las lagunas donde se encontraban algunos caimanes, era un especie de muñeco parecido a un cocodrilo de color negro que servía de adorno al pozo, sin embargo unos años después la figura fue retirada y nadie sabe a dónde fue a parar, algunas personas recuerdan esa figura y para otras se consideraba un tabú dentro del zoológico.Güije

Los que recuerdan la figura alegan que esta criatura existió en las ciénagas del sur de los Estados Unidos, y representaba a un ser llamado “Swamp Thing” (La cosa de los pantanos), el cual era una especie de figura de color oscuro con forma similar a un hombre y un cocodrilo, algo fuera de lo común y muy increíble.

Podemos decir que este mito está muy relacionado con las creencias basadas en las sirenas y las ninfas, las cuales eran habitantes de los mares y ríos; otros creen que están emparentados e influenciados con los gnomos y otros enanos de mitologías europeas y asiáticas. Por otro lado, en Marruecos se habla de una figura mitológica llamada “Djinn” que significa Genio, aparece como personaje muy importante en la tradición islámica, de hecho El Corán le dedica un capítulo completo, y lo describen como un hombrecillo de color oscuro parecido al barro, que tenía facultades especiales.

La cultura islámica mantiene que Alá creó a los ángeles con luz propia, a los hombres con polvo y agua y a los Djinn con fuego sin humo, además fueron creados dos mil años antes de la creación del mundo de Adán y Eva.

Como imagen corporativa

La imagen del Güije ha sido utilizada para difundir mensajes para promover la preservación del medio ambiente, y como ejemplo para mensajes educativos infantiles, se han realizado muchos dibujos animados teniendo la inspiración de Güije; una serie infantil muy famosa llamada “Kukuy”, estaba inspirada en esta criatura; asimismo, en la serie infantil “El camino de los juglares”, la cual tuvo un gran éxito en Cuba y otros países, aparece El Güije como personaje principal, además en películas como “Viva Cuba” también se puede apreciar la presencia de nuestro hombrecillo.

Otros datos

Los Güijes tienen varias versiones y se pueden aparecer de varias maneras, sin embargo para atraparlos resulta sumamente difícil, se dice que una de las formas más eficaces resulta en conseguir doce hombres llamados Juan (Doce juanes), y tienen que estar reunidos a las doce de la noche, donde hacen un circulo y esto los hipnotiza, cayendo El Güije en la trampa; otra versión asegura que al notar su presencia se debe dar doce vueltas a una ceiba, también a las doce de la noche el Güije aparece y se avalancha sobre la persona que realiza el pequeño rito.

Dejar Comentario