≡ Menu




Yemayá: pataki, tipos, oración, ofrenda, ritos y mucho más

Considerada como la madre de todos los hijos del planeta, representa la vida, la fertilidad, la matriz de toda la vida y la naturaleza, catalogada por marineros y pescadores como la diosa del  mar, Orisha del rio Oggun. Simboliza la paciencia y la intelectualidad, es una de las santas más veneradas en la mitología Yoruba. Aquí te mostramos toda su historia.

Yemayá como una Orisha

Considerada la Orisha del río Oggún, ubicado en el territorio de Nupe, es una diosa que la simbolizan con el movimiento del mar, es adivinadora por excelencia, dueña de las aguas del mar, y una de las más consentidas de Orodumila, por eso se considera la dueña de toda la vida existente en la Tierra.

Literalmente algunos dicen que todos somos sus hijos, puede transformarse en otras entidades parecidas a la reencarnación Hinduista, donde se aparecen varias entidades representando a Yemayá, es recibida como Orisha tutelar, en una ceremonia que debe realizarse cerca del mar, asentándola 7 días antes de la ceremonia principal. Se considera una reina en la mitología Yoruba y una de las más seguidas por los devotos en la Santería.

Tambien Te Recomiendo Ver...

yemaya

Características

Es una de las pocas Orishas femeninas; se relaciona con los mares, representa a todos los hijos de la Tierra; es un Osha (conjunto de sistemas religiosos que funden creencias católicas con la cultura tradicional yoruba); su número es el 7 así como sus múltiplos; fue esposa de Obatalá, Orula, y Babalú Ayé; utiliza los caracoles a través del Oddi (7 caracoles que dan consejos); es la primogénita de los Orishas; adorada por muchos pescadores y marineros; tiene las características de la luna sobre todo cuando está llena. (Ver artículo: Susanoo)

¿Cuál es su historia?

Es la primera de las entidades que nació cuando Olofí decidió crear el mundo, al terminar de calmar el fuego con agua, de allí nació su relación con el agua (Yeyé: Madre, Omo: hijo, Ella: peces), es por ello que se le considera la reina de las aguas y de la vida, además la relacionan con el amor, la fertilidad.

Se remonta a los tiempos de Obatalá, que ciertos escritores yorubas consideran que de ese matrimonio nacieron los demás Orishas; es muy poderosa, tanto que por su carácter tan fuerte perdió el dominio del mundo, otorgándole solamente la hegemonía y el dominio de los mares, sin embargo tiene la característica de enseñar sobre el amor, la paciencia y la inteligencia a los otros Orishas, de ella nacen los caracoles siendo la verdadera portadora de ellos.

Es muy noble con todos sus hijos, los orienta y los guía, sin embargo cuando se molesta no existe nada ni nadie que puede apaciguar su rabia, provocando malestar e incomodidad a la persona que la enojó; por otro lado tenemos que Yemayá nació con la luna, es muy trabajadora, entre sus actividades  están las siguientes: vendedora de alimentos, teñidora de tela, fabrica aceites de semilla de melón, entre otras.

Según cuentan los pobladores y seguidores en Nigeria, se dice que nació en la ciudad de Nupe, y se dirigió a la tierra de Takua, donde se encuentra el río Oggún, lugar emblemático de peregrinación donde se realizan sus ceremonias, y donde los devotos realizan bailes imitando las olas del mar.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Olokun, su madre, es una reina africana que vive en lo más profundo del mar, representa la salud y vive en una tinaja de color azul, la cual no se puede mirar ya que existe la creencia que puede dejar ciego al que la observe; los hijos de Yemaya son muy enamorados al igual que sus hijas, tienen cualidades artísticas y son muy nerviosos.

Yemayá tiene una gran cantidad de historias que son narradas constantemente por Babalawos, y seguidores, donde muchas veces magnifican los hechos y la vida de esta hermosa diosa Yoruba.

Los caminos de Yemayá

Para entender un poco más sobre la religión Yoruba, debemos saber lo que representan los caminos para las personas que se inician, están considerados como las diferentes situaciones en donde el Orisha te puede ayudar. En el caso de Yemayá comienzan con siete, que son los primeros contactos con los Orishas de Yemayá, a partir de los cinco años se debe adquirir más visión y se pueden obtener 21 caminos, posteriormente pasados los diez años se llegan a observar hasta 35 caminos.

Son una especie de avatares intangible que permiten al iniciado decidir cuál será su camino hacia la paz espiritual, y proyección de vida en la cual el Orisha puede ayudar a los seres humanos, en el caso de Yemaya solamente los iniciados pueden obtenerlos, es por ello que a medida que adquieren experiencia y sabiduría dentro de la religión se le pueden ir sumando conocimientos, aunque existen diferencias entre santeros, palero y Babalawos, la finalidad de estas variadas presencias de Yemayá siempre será ayudar a los devotos para resolver sus problemas espirituales y materiales.

yemaya

Estos llevan el nombre del Orisha seguido por una denominación en lengua Yoruba que complementa lo que la persona debe realizar, a continuación los caminos de Yemayá  más importantes:

Yemayá Okute

También llamado Okute Odofe Iyagba, es una que habita en los arrecifes de coral, conocida como la portera de Olokun, aunque se consigue en los ríos y lagunas, esposa de Oggún el herrero, sus ofrendas se realizan en el mar o cerca de los ríos, se identifica con el color azul pálido, su comida está basada en gallo, no le gusta el pato pero sí le encanta el carnero. (Ver artículo: Las 7 Potencias Africanas)

Es muy trabajadora, cuando se dirige a una batalla lleva dos machetes y un cuchillo en su cintura, se identifica con el ratón, el cual es el mensajero de sus hijos, asimismo le teme al perro lo que hace que sus seguidores no deben tener perros en casa, es rencorosa, iracunda, le gusta enfrentar retos, y es muy severa.

Le encanta bailar con una serpiente enrollada en el brazo, y dentro de sus herramientas utiliza un bote pintado de azul y blanco, otro bote de plomo y un yunque y una cadena con 21 herramientas de Oggun, la cual se amarra alrededor del bote que está dentro de la sopera.

Los favores se le solicitan incluyendo hielo en sus ceremonias, ya que se considera que fundó los mares fríos, por eso sus celebraciones están relacionadas con los meses referentes al invierno.

Yemayá Asesú

Es la mensajera de Olokun, se caracteriza por presentarse como una entidad turbia, de las aguas no cristalinas, no deja espacio libre en los mensajes que les hace llegar a Olokun, complace a sus fieles pero de una manera muy lenta, a pesar de lo turbio en su manera de ser, es muy poderosa, no tiene ninguna relación con la Tierra.

Se le considera la reina de los gansos, patos y cisnes, debido a su modo de vivir en las aguas pantanosas, el significado de su nombre en Yoruba significa “La olvidadiza”, ya que tiene la característica de olvidar muchas cosas que se le asignan, al igual que el pato, por otro lado se identifica con el azul oscuro, sus collares están llenos de perlas y opalinas de ese color.

Existen relatos donde se le hace la inmolación de los patos, comienza a contar las plumas, pero cuando se equivoca vuelve a empezar de nuevo, entre sus herramientas se encuentran un bote pequeño, un tamborcito y sus manillas de plata, se encuentra morando en una tinaja que lleva encima una cabeza de carnero y dos caretas, y está colocada en un plato grande lleno de arena.

Yemayá Iña

Es arrogante, conflictiva es la reina de las disputas y discusiones, se busca con este camino tratar de resolver las emocionas negativas que muchas veces comprometen nuestra paz y cotidianidad.

Yemayá Ashaba.

Representa la experiencia, es la más anciana y una de las primeras hijas de Olokun, debemos aprender a cultivar el valor de la paciencia, la experiencia debe ser respetada así como los ancianos deben ser cuidados y protegidos.

Yemayá Yemmú o Yembó

Es una de las más poderosas, catalogada como la madre de todos los Orishas, muy considerada y amable, aconseja constantemente a sus hijos, la idea es cultivar el amor al prójimo, donde la caridad y la cordialidad hacia las personas mas necesitadas consigan en nosotros un aliento. (Ver artículo: Mbombo)yemaya

Yemayá Okute

Vive en los arrecifes de coral, es muy fiel y muy buena acompañante para los momentos de soledad, esta muy compenetrada con Oggún, representa la fidelidad en las relaciones de pareja y nos sirve de ayuda en momentos de soledad.

Yemayá Achabá

Considerada como una reina muy sabia y prudente, comete muy pocos errores, es la ayudante de Olofí y su palabra siempre es muy respetada, la relación con este camino nos permitirá llenarnos de la sabiduría necesaria con el objeto de ayudar a nuestros hijos a llevar su vida.

Yemayá Lokún Nipá

Es una diosa muy recia, se impone en los criterios, posee mucha fuerza y poder gracias a su dominio del mar, controlando las mareas muy altas, el carácter debe ser una fortaleza muy importante si queremos ser unas respetadas por las demás, es vital aprender este criterio dentro de la religión.

Yemayá Konlá

Dueña de la espuma del mar, se pasea en la resaca enredada en un manto de limo de mar navegante, inquieta la  mora en las hélices y quillas de los barcos, nos indica el deber de cuidar nuestras propiedades y nuestros seres queridos como un valor fundamental en la formación de nuestra familia.

Otro aspecto importante es que la sincretizan con la Virgen de los Remedios, recibe sus ofrendas en compañía de los muertos, este camino no es muy bien definido ni aceptado por los iniciados en la religión, debido a sus limitaciones como portadora de conocimientos espirituales. (Ver artículo: Sogbo)

Yemayá Ashaba

Considerada una Yemayá con una gran sabiduría y un don de trabajo muy grande, tiene un aire de gran dama, a pesar de ser muy altanera y peligrosa, se viste con una cadena de plata en el tobillo, fue esposa de Orula de quien aprendió todo el poder de la adivinación, pero a su vez hizo que se rompiera su relación, los amarres que realiza no se sueltan nunca, es irresistible en su mirada.

Está representada con un ancla, por eso su nombre en yoruba significa “aquella que busca refugio en las anclas”, su característica principal es que se identifica con esas mujeres que siempre tienen fe en resolver los problemas, no tomando en cuenta las adversidades, dicen que es la más respetadas de las Yemayá, pudiendo revelar lo desconocido y resolver los problemas imposibles.

Así mismo, dentro de sus comidas está, el pato preparado de una manera muy especial donde se cocina en un sartén grande agregándole agua de mar, y otras especias, al terminar de cocinarlo se coloca encima de la sopera por siete días, colocándole una cadena enrollada, sus colores representativos son el azul y el negro.

Las herramientas que porta son: siete anzuelos, una sirena de plata, tres muñecos de porcelana, una flecha de plata, siete machetes de plata, una espada y 7 bolas pequeñas de cristal, las cuales siempre serán colocados al redor del altar ceremonial.

Yemayá Mayelewo

Está considerada una hechicera y una bruja, vive en las pocetas o manantiales de los montes, estos nunca se agotan debido a que su presencia les da la importancia para prevalecer en ellos, se relaciona muy bien con Oggun y Ossain, lleva una muñeca pequeña que hace la función de Eleggua, conoce mucho de hierbas, es otras de las hijas favoritas de Oloddumare, morando de vez en cuando en el fondo del océano, específicamente en la unión de las siete corrientes marítimas más importantes de los mares.

Por otro lado, tiene la característica principal de observar a las personas con mucho orgullo, las observa de reojo, según la condición de la persona puede llegar a desconfiar, por eso es una gran comerciante y muy buena para los negocios, el significado de su nombre en Yoruba es: “El que ama el dinero y los negocios”.

Otro aspecto importante es la simbolización del color azul en todos los aspectos materiales, debido a la relación con el océano, dicen que ella coloreó las aguas del mar, la indumentaria es muy llamativa, porta una máscara y un ozun (círculo de siete colores), una corona donde están colocadas todas sus herramientas, una cadena con siete garfios, y su ropa siempre es de mucha vistosidad.

La sopera debe ser grande, donde existan 21 platos, adornados con nueve retazos de diferentes colores, allí se deben incluir todas las herramientas , las ceremonias son mu similares a las de las otras yemaya, incluyendo la comida y las ofrendas respectivas.

Yemayá Okoto

Su nombre significa “Aquella que vive en las conchas”, es líder de las batallas navales, destruye a quien trata de dañar a sus hijos, su morada está en la tinaja junto a 7 conchas marinas, sus herramientas están constituidas por: un pedazo de madera de un barco roto y siete manos de caracoles, siete machetes, colocados delante de la tinaja, encima se debe colocar un caracol rojo, dos remos, dos anillos y siete manillas de plata, debe portar una bandera azul una lanza y una daga, se caracteriza por llevar los colores azul y rosa.

Una leyenda cuenta que era una diosa muy pacífica pero su carácter cambió cuando un grupo de pescadores se metían mucho con ella hasta que la hicieron molestar, tiñendo el mar de rojo y arrasando con todo lo existente, se le consigue en los fondos rojizos de los mares donde existen muchas conchas.

Yemayá Ataramawa

Es considerada como la dueña de los tesoros de los océanos y la Tierra, su nombre traducido del Yoruba significa “Aquella que es importante en cualquier momento”, la vestimenta es de color blanco, su morada está ubicada en una sopera sobre un cofre, la cual debe llevar mucha joyería, conteniendo en su interior conchas marinas, perlas dos espejos, una espada una brújula, siete manillas de plata y una llave vieja.

La corona está compuesta por todas las herramientas de Oggún con 7 llaves, adornada con un sol, un bote, dos remos, dos piedras, una brújula y una espada, por otro lado la piel de Yemayá Ataramawa es de color blanco, que cambio de color según la profundidad del mar, se alimenta de chivas y cabras y en raras ocasiones puede comer ganso.

Yemayá Agana

La conocen como “La furiosa o La loca”, es famosa por su exuberante belleza a pesar de contar con siete pequeñas bolas en el vientre, tiene una pierna más delgada que la otra, está considerada la esposa de Oko, dentro de la sopera tiene que haber una muñeca, su vivienda está ubicada en lo más profundo del océano, cuentan que cuando baja la cabeza de uno de sus hijos, comienza a llover, la sopera debe estar cubierta con un pañuelo de siete colores.

La herramientas principales son abanicos de plumas de pavo, un yunque, siete machetes, siete garfios y una roca de arrecife, en las ofrendas se le debe colocar una manilla, un triángulo un ancla un barco conteniendo una piedra de sal tallada con una cara humana, se identifica con el color azul, el collar también debe ser de ese color, pero con algunos toques de verde o rojo.

Yemayá Oro

Es una identidad muy misteriosa, el significado de su nombre en Yoruba es “La sirena que canta”, despierta los espíritus, los alienta y los motiva a realizar faenas, vive con los egguns, dentro de su sopera lleva una máscara de bronce, una espada de plata y siete conchas marinas, además contiene una corona que tiene siete remos, siete anillos, siete campanas, un ancla, un sol, un machete y una brújula, entre sus comidas favoritas se encuentra el pato en cualquier presentación, no tiene mucho arraigo dentro de la religión Yoruba (Ver artículo: Las Sirenas)

Yemayá Ibu Aro

Muchos opinan que es la dueña de la vida y la muerte, y los maestros Yoruba lo ratifican, controla los ciclos que se dan entre la vida y la muerte, se considera la dueña del color azul y del añil, en su tinaja se le coloca una teja con siete colores que simboliza a kuinkolede, llevando siete anzuelos y siete sables, sus otras herramientas son un lucero, un hombre, una mujer un machete, un Oshosi, un esqueleto, una llave, pequeños machetes, así mismo es importante que la sopera esté pintada con siete colores.

Yemayá Awoyo

Está considerada como la más vieja de todas, es la más rica en lo que a espiritualismo se refiere, está consagrada con la prosperidad, siempre está llena de energía y sabiduría, su morada está ubicada en el océano, mar adentro alejado de la orilla, las profundidades la ayudan a establecerse como la representante del mar, dicen que cuando va a luchar y defender a sus hijos, se ciñe de siete sayas de diferentes tonalidades azules, la vestimenta es con alhajas de Olokun y su corona lleva un arco iris, simbolizando la amplitud ancestral. (Ver artículo: Varuna)

Yemayá Acuara

Es una de la deidades más alegres y joviales, es bailadora, no se especializa en maleficios, vive en el agua dulce y salada al mismo tiempo, cuida de los enfermos y desamparados, se puede conseguir específicamente en la desembocadura de los ríos hacia el mar, salvó la vida de Ochún y lo cuidó hasta su edad madura, utiliza remedios de cualquier tipo para aliviar los males de los enfermos, muchas veces se le solicita amarres a los abikus (espíritus de niños pequeños que hacen morir a los jóvenes), se le considera poco correcta, aunque muy amable para los que padecen algún tipos de enfermedad.yemaya

Hablemos de sus Pataki

Para entender un poco a estos santos Yorubas debemos primero comprender las historias que forman cada Oddun o símbolos de Ifa, llamados patakies, escritos en parábolas para tratar de explicar la vida o parte de la vida de los Orishas, son muy extensos y se pueden conseguir en muchas historias habladas y escritas por diferentes santeros o babalawaos, estos deben poseer un gran conocimiento de toda esta extensa documentación histórica de la religión yoruba.

Los mismos Babalawo irán agregando, según su experiencia, conocimientos a estos relatos, depende como afronten las reglas de Ifa, lo cual permitirá interpretar mejor las metáforas y adaptarlas a cada situación e informarlas mejor al iniciado o ahijado.yemaya

Pataki con Shangó

Yemayá era la madre de crianza de Shangó, en un largo viaje que realizó al fondo del mar para atender algunos asuntos, pasó mucho tiempo alejada de su casa, dejando muy solo a Shangó, en sus actividades en el fondo del mar, ella extrañaba la Tierra, pero un día escuchó sonar unos tambores, sintiendo un gran deseo de volver al mundo terrestre, y colocándose unos atuendos hermosos de color azul, subió a la Tierra y se fue a bailar, estaba tan hermosa que el Rey de los Atabales (Shangó), no la reconoció, quedó admirado por su belleza, el rey bailó, cantó y tocó para esa mujer que la había deslumbrado.

Era tanta la atracción que Shangó sintió por ella que la solicitó para amarla, ella lo escuchó y aceptó con el objeto de darle un gran escarmiento, y con una voz muy dulce lo invitó a su morada (Ilé), fascinado Shangó se acercó a ella y  llegando a la orilla del mar se detuvo confesando que no sabía nadar, ella le dijo que no se preocupara, que no tenía nada que temer.yemaya

Cautivado por su belleza, aceptó seguirla montados en un bote, cuando estaban en el medio del océano, Yemayá saltó del bote, haciendo hervir las aguas usando su poder, estas se convirtieron en remolinos, cayendo Shangó del bote, ella observando cómo le suplicaba que lo salvara, mientras luchaba por no ahogarse, pero cuando estaba a punto de morir, ella se elevó por encima de las aguas se le reveló y con una inmensa voz le dijo: “Ahora me conoces, respétame, soy tu iyare (madrastra)”, en ese momento Shangó le pidió disculpas entre sollozos y ella procedió a salvarle la vida.

Entre estos dos Orishas existen muchos patakies, donde se revelan muchas historias sobre la relación que hubo entre ambos, es por ello quien el siguiente pataki se narra otra historia o metáfora sobre esta relación:

Obatalá estaba en su siembra de maíz, la cual había crecido mucho y eran muy grandes, con un color hermoso y con unas espigas muy altas, entonces Yemayá y Shangó estaban convencidos de robarles parte del maíz, pero como estaban tan alto, no alcanzaban a  tomarlo, por lo que idearon que Yemayá se subiera a los hombros de Shangó para poder alcanzar el maíz, al notar Obatalá que le estaban robando su maíz, sospechó de ambos jóvenes y los acusó ante Olofín, lo cual ocasionó que los llevaran a juicio.yemaya

En la corte Olofí le pregunta a Shango:”¿por qué intentaste robar el maíz?”, a lo que respondió Shango: ” Yo no robo con mis manos”, luego Olofí se dirige a Yemayá y le pregunta lo mismo, a lo que Yemayá contesta: “Yo no robo con mis pies”, sorprendentemente ambos fueron absueltos ya que ambos tenían razón, ninguno había asumido la responsabilidad de lo que habían hecho.

Mito con Obatalá

Varias historias o patakies se pueden encontrar en muchos escritos de la mitología Yoruba, y la forma como se relacionó con Obatalá, describiremos los más importantes, que permitirán ofrecerles una idea de la verdadera personalidad de Yemayá durante su relación con Obatalá.

Una de las historias más populares nos cuenta los siguiente: “ Yemmu en su estado de  tranquilidad y estando cerca de su morada decide cruzar el río en el ferry de Aganju, alegando que no tenía dinero le dijo que le podía pagar entregándole su cuerpo, por supuesto el no rechazó la oferta, y antes de los nueve meses nació un niño con una hermosura impresionante.

Yemmu decide llamar a Shangó, con el objeto de notificarle que le regalará el niño a Yemayá para que lo criara como su hijo, ella como buena Orisha y reina de los océanos no rechaza la oferta y decide tomar al niño criándolo con mucho amor, sin decirle al crecer quienes eran sus verdaderos padres, al pasar el tiempo el niño creció y comenzó a reclamarle a su madre de crianza que por favor le dijera la verdad de sus padres.

Ella, aguantando todo su dolor de ocultarle tanto tiempo la verdad, accedió a decirle que su verdadera madre era Yemmu, y lo invitó a que fuera donde ella a preguntarle quien era su verdadero padre, el joven se dirigió hacia donde se encontraba su verdadera madre quien pensó era su abuela, y le preguntó: “¿Quién es mi verdadero padre?”, ella contestó: “ dirígete a donde emerge el río, y donde consigas un gran campo de fuego estará tú destino, y nada de lo que te diga tu padre te dará derecho a que te armes”.

Llegando al río se encontró con el hombre aunque un poco más viejo que él, pero con el cuerpo igualmente parecido al de Shangó, al verlo supo que era su padre, seguidamente en la noche esperó a que todos estuvieran durmiendo y le robó un perro salvaje que tenían cocinando para comérselo. Cuando Aganju despertó, observó que un joven se estaba comiendo su cena y le preguntó ¿Quién eres?, él le contestó: “ Soy tu hijo y tengo derecho a comer de tu comida”.yemaya

Aganju hizo un gesto de rabia y dijo: “Yo no tengo hijos”, y lo tomó por el brazo con mucha fuerza, pero se sorprendió cuando el joven no se inmutó por la acción de su padre, Shangó demostrando valentía le dice: “Tu eres Ajogun (demonio) y me han mandado a probarme contigo”, y le contesta Aganju: “Igual no me importa te voy a matar con mi fuego”, entonces colocó sus dos puños en el suelo y salieron dos chorros de llama ardiente que se dirigieron hacia Shangó.

Inmediatamente se sacudió las llamas del cuerpo y le dijo: “Padre por favor, deja de estar jugando conmigo” y Shango salió del hoyo como si no sucediera nada, entonces Aganju dijo: “En serio eres mi hijo porque solo un hijo mío puede caminar por el fuego y enfrentarlo sin que sufra ningún daño, pero ¿Quién es tu madre?”, y en ese momento apareció Yemmu vestida de reina, y dijo: “Yo soy la madre”, Aganju no creía lo que escuchaba, a lo que ella le respondió: “Observa tus pensamiento y tus ojos y verás que realmente es tu hijo, y ahora que está aquí contigo debes aprovechar para educarlo y enseñarlo a ser un hombre”.

En este Pataki se trata de hacer una idea que Yemayá había engañado a Obatalá, teniendo un hijo fuera de su relación con él, sin embargo el engaño se sucede cuando ella le oculta la verdad de quienes eran los padres de Shangó.

Generalmente las historias entre ambos se relacionan con sus hijos,  los nacidos en la relación entre ambos y los nacidos fuera de la relación, casi todos los relatos plantean temas sobre la traición de Yemayá y las discusiones y aceptaciones que Obatalá pudiera tener con ellos, resulta interesante leer la cantidad de relatos existentes en este tema, incluso las relaciones que tuvo con otros orishas tales como Babalu Ayé y Orula, es importante destacar que siempre al final de cada metáfora se observa alguna reflexión que ayuda a relacionarlo con nuestra vida diaria.

Oraciones que se le hacen

Para realizar las oraciones a Yemayá se debe acompañar de una novena de flores blancas para solicitar la gracia, llevarlas al mar un día que sea muy soleado y que haya buenas olas, el ramo de flores debe estar atada a una cinta azul clara y se debe lanzar al agua, junto a 9 monedas de uso legal, por otro lado existen ciertas oraciones que están muy relacionadas con los rezos del catolicismo, es por ello que esta ceremonia se debe hacer con mucha fe y optimismo, y en el caso de Yemayá realizarla dentro del agua y decir la siguiente oración:

 Te suplicamos Yemayá poderosísima, reina de las aguas este ruego a conseguir con todo amor y justicia, dadme fuerza precisa y necesaria para poder soportar todo,  en un mar de naturaleza y armonía quiero vivir, proteged a mis seres queridos de todos los males y peligros, Salve Yemayá, reina del maryemaya

Para el amor

La siguiente oración la utilizan muchos fieles con el objeto de solventar los problemas de pareja, pretender a una persona específica, o atraer a ese ser que tanto te gusta, muchos dicen que resulta el efecto que se necesita ya que tiene un gran poder.

Antes de comenzar a realizar la petición, debes colocar un pequeño altar con la figura de la Orisha y con algunas ofrendas: Velas blancas o amarillas, miel, frutas en especial la patilla, perfumes y el collar de Yemaya (Bijouteire) elaborado de color blanco y amarillo, repetirlo 3 noches seguidas y recitar lo siguiente:

Oh madre de las aguas, grande es tu poder, grande es tu fuerza y tu luz, grande es tu amor por tus hijos, como lo es la sabiduría con que gobiernas desde todos los océanos y mares. Has que llegue a ti mi pedido y hazme los favores de alejar de mi rumbo a los enemigos y ahogar en mi a mis temores. Que no llegue a mi hogar la tristeza ni rencores o pesares. Que sea tu grandeza la mayor riqueza que me dispensares. Salve Yemayá.

Cualquiera fuera tu nombre, cualquiera fueran las playas y costas que tus aguas besaren, cualquiera el ritmo incesante de tus olas, de tus mares, mi fe en ti deposito, como parte de la creación de Dios en la tierra. Es por eso que te pido y sé que mi ruego será atendido si es justo y bien merecido.” Al terminar los tres días seguidos se debe botar todos los alimentos y frutas, guardar los intrumentos y herramientas indispensables que posteriormente se puedan utilizar, no se puede permitir el deterioro de las ofrendas entregadas, apar no hacer enojar al santo.

Para quedar embarazada

Dicen que esta oración es milagrosa y existen varias formas de hacerla, una de ellas es levantando un pequeño altar donde se colocan todas las ofrendas procediendo a decir la oración por 3 días, otra es escribiéndola en una hoja de color azul lo siguiente:

“¡Oh madre de las aguas!, grande es tu poder tu fuerza y tu luz Grande es tu amor por tus hijos, como lo es la sabiduría con que gobiernas. Desde todos los océanos y mares, has que llegue a ti mi pedido y hazme los favores, de alejar de mi rumbo a mis enemigos y ahogar en mí, a mis temores. Que no llegue a mi hogar la tristeza, ni rencores o pesares, que sea tu grandeza la mayor riqueza que me dispensares. Salve Yemayá.yemaya

Cualquiera fuera tu nombre, cualquiera las playas y costas, que tus aguas besaren, cualquiera el ritmo incesante , de tus olas, de tus mares, mi fe en ti deposito como parte de la creación de Dios en la tierra, y es por eso que te pido, y sé que mi ruego será atendido, si es justo y bien por mí merecido”,  esta oraciòn viene acompañada por el ritual especifico, el cuàl detallamos mas adelante.

Para la protección

Esta oración es también muy usada por los devotos de Yemayá, y al igual que las otras oraciones se debe realizar una ceremonia donde se ofrendan objetos comidas y animales en una forma específica, la oración dice así:

Yemayá, tu que gobernáis las aguas derramad sobre la humanidad vuestra protección, haciendo así, oh divina Madre, una descarga en nuestros cuerpos materiales limpiando sus auras e infligiendo en sus corazones el respeto y la veneración debida a esa fuerza de la naturaleza que simbolizáis. Purifica nuestro espíritu y descarga nuestra materia de todas las impurezas que haya adquirido. Permite que tus manos nos protejan y amparen haciendo de toda la humanidad nuestra hermana.

¡Salve, oh, diosa Yemayá!

¡Salve, oh, reina de los Mares! (Ver artículo: Salacia)yemayá

Oración en Yoruba

La siguiente es una dedicación a esta diosa, expresa toda la devoción que debe tener una persona cuando ya se ha iniciado en esta religión, la misma en lenguaje Yoruba dice así:

Yemaya Orisha Obunrin dudú,kuelú re meye abayá ni re oyú, ayaba awó gba okí mí, Iyá ogá ni gbogbo okuo, Yeye Omó eyá,lojunoyina ni re ta gbogbo akun nini iwo ni re olowo, nitosi re Omó terriba, adukue Iyá Mi.

Traducida al Español significa: Santa mujer negra, con sus sietes Rayas en su cara, Reina Adivina, reciba el saludo, Madre Dueña de todos los mares ,Madre hijo del pescado, allá lejos tiene su asiento o trono, bajo el mar donde usted tiene sus riqueza para su hijo(a) obediente, Gracias Madre mia.yemayá

Rituales

Al igual que sus oraciones, existen diversos ritos que se deben poner en práctica, y generalmente son muy similares en la forma de realizarlo, los materiales tienen las características de las ofrendas y la entrega de artilugios al santo, van acompañados de la oración según el tipo de petición, a continuación te enseñamos como se realiza el rito de Yemayá para solicitar algun favor o hechizo:

Para el amor

Está considerado un hechizo de amor sencillo, lo puede liderizar cualquiera, aunque se debe tener en cuenta que limita su funcionamiento en los lugares donde se encuentra el mar, de manera que no procedas a realizarlo sino tienes cerca una costa marina.yemayá

Se debe realizar el 7 de septiembre, se deben comprar varias patillas o sandías, melones y muchas frutas de tipo tropical, así mismo debes adquirir algunas hierbas como la mejorana, cilantro, berro, perejil, lechuga, sábila, helechos, violetas y algo que en Cuba llaman verbena, seguidamente se debe tomar un baño con berro ya que este atrae la bendición de la salud, y un baño con perejil atrae la bendición del dinero.

Con respecto a los materiales se debe contar con herramientas y símbolos tales como una espada, un abanico, una media luna, un ancla y un sol de metal plateado o blanco, el ritual se debe realizar un día sábado, el cual está considerado el día de la semana de Yemayá

Aparte de lo anterior se debe contar también con un melón, una vela azul, extracto de vainilla, dos cintas azules y melaza de caña, posterior a la adquisición de todo esto se comienza con el ritual, encendiendo la vela azul y dedicársela a la virgen Yemayá escribiendo su nombre y el de la pareja, luego la fecha de nacimiento siete veces en una hoja con bolígrafo color rojo, en la parte de atrás escribe lo que deseas, felicidad o si deseas reconciliación.yemaya

A continuación debes realizarle una abertura al melón, allí insertas el papel pidiéndole a Yemayá que endulce tu amor, que lo lleva por el camino verdadero de la fidelidad, entre otras peticiones, luego coloca dentro del melón todos los ingredientes y lo unes con una cinta adhesiva, después enrolla la cinta azul alrededor del melón, y lo colocas junto a la vela hasta que se apague.

Lleva todo al altar de la reina y déjalo junto a 7 centavos o monedas de circulación nacional, no debes mirarlo cuando hayas dejado la ofrenda, esto permite asentar el amor de la persona que deseas, al terminar agradece a Yemayá con la oración dedicada al amor, luego se debe esperara con mucha fe la critalizaciòn del favor.

Para la protección

Para la realización de este ritual se deben cumplir estrictamente con los pasos indicados, sirve para recibir la bendición y protección de Yemayá en momentos que mas se necesiten, en primer lugar se deben adquirir los siguientes materiales: una medalla que pueda ser ritualizada, una hoja de papel, fósforos, una vela blanca, siete flores blancas y una bolsa de papel.

yemaya

Posteriormente se comienza escribir la súplica o el deseo en la hoja de papel blanco y se le coloca la medalla, se reza la oración 3 veces seguidas, posteriormente se debe encender la vela con fósforos no con yesquero, luego se colocan las flores blancas alrededor nuestro, a continuación se guarda la medalla en la bolsa junto con el papel;  este rito se realiza durante nueve sábados consecutivos, muchas veces se realizan baños y tomas con hierbas y plantas medicinales y aromáticas con la finalidad de afianzar el deseo solicitado, para finalizar debemos esperar que la diosa nos cumpla con lo solicitado. (Ver artículo: Osain)

Para la fertilidad

Es uno de los más usados por mujeres que desean llevar a cabo su embarazo por primera vez o han sufrido varias pérdidas, debe realizarse con mucha fe y concentración, en primer lugar se deben comprar los siguientes elementos: 1 mantel azul, 2 velas azul pálido, cerillas de madera, miel, 1 bandeja de metal plateado (puede ser de acero inoxidable, plata, alpaca o simple latón), 1 torta confeccionada con harina de maíz mezclada con agua salada, 1 caracola marina, 1 papel de seda de color azul, tinta azul, 1 perla, 2 pequeñas cintas, una rosada y la otra celeste, 1 fragante flor blanca de tamaño mediano.

Ceremonia

Se extiende el mantel sobre un altar previamente improvisado, se untan las velas con miel y las encendemos, encima de la bandeja colocamos la torta de maíz, luego grabamos en la torta nuestro nombre y el de Yemayá, para colocarle la caracola marina, seguidamente pasamos el papel por las llamas de las velas teniendo cuidado que no se queme, para luego escribir nuestra petición de fertilidad.yemaya

Enrollamos el papel colocándole la perla en su interior y lo atamos con la cinta azul y rosada, tratando de impedir que la perla se salga, la miel restante la derramamos sobre el recién papel donde está la perla, y lo introducimos dentro de la caracola, sellándolo con pétalos de rosas blancas que previamente habían sido rociados con esperma de las velas.

Este ritual se debe realizar con la luna en creciente, y una vez que las velas se hayan consumido totalmente, al momento que debemos realizar el rezo a Yemaya o a la Virgen de la Regla, para finalizar colocamos todo tapado con el mantel azul debajo de la cama de la persona que desea la maternidad.

Al momento que la mujer quede embarazada, sacar la perla y colgarla en su cuello con una cadena de oro blanco, la mujer no deberá quitarse la cadena y mucho menos la perla hasta cuarenta días después de dar a luz.

Cuál es su día

El día de Yemaya es el 2 de febrero, o mejor dicho el segundo día del segundo mes del año. Se congregan en las playas en muchos países de Latinoamérica una gran cantidad de creyentes, que le rinden homenaje de diversas maneras, las costas quedan llenas de personas que bañan toda la playa con sus colores azul y blanco, se improvisan pequeños altares a la orilla del mar donde colocan velas, sombrillas y distintas ofrendas.

Muchos se acercan para recibir curaciones de los sacerdotes líderes, perteneciente sobre todo a las religiones que veneran a Yemaya, Umbanda y Candombé, con sus vestimentas blancas estos sacerdotes frotan sus manos y las colocan en los cuerpos de los creyentes, que le permitirán interceder ante la diosa.

Se observa también una cantidad de turistas y curiosos que también son ungidos con las ceremonias de Yemaya, a este ritual se agregan músicos dedicados a la ejecución del tambor batá, y se escuchan cánticos de adoración, así mismo se le arrojan al mar los botes realizados de manera manual junto a los símbolos y herramientas, esta ceremonia es una de las relevantes dentro de la cultura Yoruba y se realiza cada año o el 2 de febrero que para el catolicismo representa el día de La Candelaria.

En el caso del sincretismo cubano tenemos que el 7 de septiembre es el día de la Virgen de la Regla, fecha que también muchos la utilizan para conmemorar las fiestas de Yemaya, mas adelante estaremos explicando el motivo de esta fecha.yemaya

Cuáles son sus Ofrendas

Como punto de comunión con el santo y la obtención de algún beneficio por favores solicitados, las ofrendas a Yemayá generalmente están muy relacionadas con el mar, si tomamos en cuenta las preguntas realizadas a varios devotos que una vez al año realizan esta ceremonia, nos encontramos con lo siguiente:

Siempre realizar el ritual frente a la orilla del mar, ofrendándole sobre todo alimentos especialmente frutas tales como la patilla, dulce de miel, albahaca, aguacate, flores blancas y aguardiente, los collares asignados también deben ser llevados a la orilla del mar, y colocarlo en el barco que será lanzado a la marea.yemaya

Muchos seguidores también consiguen herramientas especiales, según la solicitud que se realice ese día, como relatamos anteriormente sobre las oraciones, que van acompañadas por algún tipo de ceremonia específica, en resumen las ofrendas hacia la reina siempre están establecidas y tienen similitud con todo lo relacionado con Yemayá. Los colores azules claros y blancos son los colores más relevantes en este tipo de ofrendas.

Las ofrendas en el mar tienen muchas particularidades ya que muchas veces el barco es devuelto con todo las herramientas colocadas en él, se han visto casos de personas que han dejado las frutas y las comidas en las orillas de las playas y personas que merodean por el lugar proceden a tomarlas y comérselas.

Se puede decir que si las ofrendas se las lleva el mar es un signo de recepción de Yemayá, al ser devueltas no necesariamente significa rechazo, cada quien lo puede interpretar como mejor le parezca, todo depende de la intención espiritual con que se esté realizando la ceremonia.

La idea es que se lleve todo lo malo cuando se realiza la petición, y se reciba sabiduría, paz y armonía en nuestras vidas, esa es la verdadera razón de estas ceremonias a la orilla del mar, las amarguras, pesares, culpabilidades y rencores deben ser eliminados de nuestras vidas.

Canciones a Yemayá

Desde artistas consagrados hasta devotos con mucha fe, se pueden apreciar muchas canciones en diferentes estilos, aunque generalmente en lengua lucumí, sin embargo la religión yoruba ha sido relacionada muchas veces con el género latinoamericano de la salsa, ya que muchos cantantes y músicos de ese género son practicantes de la religión Yoruba, es por ello que en países como Puerto Rico, Panamá Venezuela, Colombia y Cuba se pueden apreciar muchas interpretaciones musicales en idioma español e idioma Lucumi y mezclándolos con elementos rítmicos folklóricos del país respectivo.yemaya

Agrupaciones como los Van Van, Sierra Maestra, Los Jubilados, Miguelito Valdez en Cuba e Ismael Miranda, Héctor Lavoe en Puerto Rico, Rubén Blades, Camilo Azuquita en Panamá, por sólo nombrar algunos, han colocado en su repertorio algunos temas dedicados a Yemayá, ciertas canciones se han vuelto populares, mientras otras solo quedan para coleccionistas, melómanos o fanáticos del género.

Por otro lado se debe establecer una diferencia cuando se utilizan estas canciones para ceremonias espirituales, donde básicamente las interpretaciones se realizan únicamente con los tambores batá (Iya y Okonkolo), que son adaptaciones de los tambores nigerianos a la cultura musical esotérica, muchas veces usados en la música comercial con el objeto de captar a devotos y poder masificar los temas, a continuación algunas canciones en diferentes estilos dedicados a Yemaya.

“Agua pa´Yemayá”, conjunto Los Jubilados (Cuba), “Yemayá”, Celia Cruz, Sonora Matancera (Cuba), “Para Ochún y Yemayá” Héctor Lavoe (Puerto Rico), “El hijo de Yemayá”, Ismael Miranda (Puerto Rico), “Un Bembé Pa´Yemayá”, Willie Colon (New York), son algunas de las canciones conocidas que elogian a esta deidad yoruba.

Rubén Blades compuso un tema dedicado a Obalue hijo de Yemayá, en lo que a espiritualidad se refiere, conseguimos un repertorio sumamente amplio, donde se destacan diferentes músicos y cantantes dedicados exclusivamente a la ejecución e interpretaciones de canciones a Yemayá y a otros santos Orishas.

Todo sobre su collar

Para los devotos la imposición del collar implica dos cosas sumamente necesarias dentro de la religión, necesitarlo y tener la disposición de obtener la protección por parte de los Orishas, a través de los caracoles (diloggun) y el tablero de Ifá, los Orishas comunican al Babalawao que la persona iniciada debe recibir la imposición del collar para su protección.yemaya

La ceremonia de imposición de los collares de Yemayá implica realizar largas oraciones en lengua Yoruba, la colocación del mismo la realiza el padrino así como la asignación del nombre, es importante señalar que la elaboración del collar está muy relacionado con el nombre del futuro portador, cada uno es fabricado de manera muy particular según los conocimientos que tenga el Babalawao.

Según las ceremonias de iniciación los collares deben colocarse en cantidad de cinco, que son los Orishas más emblemáticos y fuertes dentro de la religión, en el caso de Yemayá está en el tercer lugar dentro de la imposición, por norma general se debe mantener ese orden y a medida que se va adquiriendo experiencia se realizan las otras colocaciones o imposiciones.

El color representativo del collar es el azul y blanco, lo que representa para el santero un instrumento de respeto por lo que debe tener un cuidado muy especial, así como ser utilizado siempre en cualquier situaciones de vida especifico, no debe usarse cuando se va hacer el amor, bañarse, entre otras, en caso de enfermedad se le debe mantener puesto e incluso dormir con él.

El no cumplir con las normas implica que el collar pueda ponerse rígido y tieso, es por ello que se recomienda colocarlos en la sopera con miel y agua de coco durante 24 horas, este proceso se denomina refrescamiento, si por algún motivo no van a ser usados por algún tiempo deben ser colocados sobre las soperas y envolverlos en un pañuelo blanco, no enrollarlos, ya que se considera una falta de respeto.

Si por algún motivo el collar llega a romperse, no trate de volver a empatarlo, consulta inmediatamente a su padrino el cuál sabrá tomar las medidas necesarias para su reacomodo, ya que sería una señal de algún problema.

Que representa su pulsera

Las pulseras (Bopa), son unos aros de colores que representan las riquezas que guarda el mar, tanto materiales como de seres vivientes, la traducción en lucumí significa tributo a Yemayá, de manera que el portador está realizando una pequeña ceremonia de adoración y respeto, portar esta pulsera es una bendición hacia la reina del mar, estos aros se usan en número de siete o también solos.yemaya

Hierbas de Yemayá

Se utilizan generalmente para baños y limpiezas, se recomienda hervirlas y posterior a su enfriamiento proceder a darse un baño, cada una con un significado especial que permite traer paz armonía en la vida de cualquier individuo.

Entre las hierbas podemos nombrar las siguientes: Caisimon , (Piper umbellatum), Canutillo , (Comnelina elegans y Comnelina longicaulis), Albahaca (Ocimum basilicum), Verbena, Frescura (Verbena officinalis) , Diez del día (Portulaca pilosa) , Rompe Saraguey Rompezaragüey (Vernonia methaefolia) .yemaya

La sopera de Yemayá

Como parte de las ofrendas presentadas al santo, este artefacto o receptáculo construido en cerámica o en metal está conformado por adornos y figuras únicas, ya que cada persona la realiza según sus características particulares, de color azul en todas sus tonalidades, contiene las ofrendas representativas de Yemayá (Otá).

Esta sopera debe estar acompañada con ciertos atributos que deben ser colocados cerca de ella, siete remos, siete manillas, una corona, un timón de barco, un caballito de mar, un pez, conchas, corales, un sol, una luna llena, una maraca pintada de azul, abanicos redondos y un pilón. Por otro lado los collares (Elekes) se colocan previos a la iniciación en el altar y deben ser elaborados e colores azul y blanco.yemaya

La sopera no puede ser vista por el iniciado hasta que haya concluido la iniciación ya que está prohibido levantar la tapa de la misma y mirar su contenido, se debe ser muy respetuoso con esta tradición la cual representa el respeto hacia el Orisha.

Tambor a Yemayá

Esta ceremonia, que sólo puede ser visto por los santeros y devotos a la reina, realmente son las celebraciones donde se baila y se canta en idioma yoruba, los percusionistas utilizan los llamados batá para acompañar el canto y el baile que se realiza en el rito.

El toque de tambor representa la ceremonia como tal, donde ofrendas e iniciaciones se llevan a cabo con la participación de babalawaos y padrinos santeros, se le hacer adoración al Orisha, en este caso Yemayá, solicitando protección, salud, prosperidad, amor y mucha sabiduría, en muchos casos se agregan otros instrumentos musicales tales como violines, flautas, maracas, con el objeto de ampliar las interpretaciones de los cantos.yemaya

En el baile de tambor la música es protagonista, intentando llegar al trance del sacerdote donde comienzan a pronunciar palabras en yoruba que dicen son la expresión del Orisha que se adora. La ejecución de los tambores batá es una ceremonia delicada que ninguno puede ejecutar solamente los que conocen la magnitud y representación de ese instrumento.

Algunas Frases

Como una especie de reflexión y una manera de observar la vida, las frases representan parte de los pensamientos que deberíamos llevar a cabo diariamente para obtener beneficios espirituales y materiales, estos pensamientos de Yemayá forman parte de esa ayuda necesaria en nuestra cotidianidad, en su mayoría hacen referencia a los hijos y como deben ser guiados y orientados, a continuación algunas frases importantes elevadas a la realidad por Yemaya:

“Un hijo de Yemaya jamás debe descansar hasta conseguir lo que desea”.

“Me entregó a la corriente de la vida transportándome a donde necesito estar”

“Rendirse muchas veces no significa abandonar tampoco es darse por vencida”

“La única rendición debe ser a la apertura y a la confianza”

“Te enseñare a aguantar los golpes de la vida, así como las rocas aguantan las olas del mar”

“Hijos dejen que todos rían, que la última carcajada la suelto yo”

“Trata de ser humilde en esta vida, porque el que sube como palma, cae como coco “.yemaya

Ceremonia Kari Osha Yemayá

Muchas veces habrán escuchado decir: “ Esa persona tiene el santo hecho”, o “esta persona se va hacer el santo”, son expresiones utilizadas en la religión Santera con el objeto de realizar la consagración del Orisha en la religión Yoruba, esta ceremonia se denomina Kari Osha, la cual es la integración del cuerpo material con el espiritual.

Los motivos para realizar un Kari Osha son generalmente por: salud, devoción, tradición o porque existe un Orisha reclamando un hijo en la Tierra, se rigen por los oráculos de Ifá y por los caracoles, los cuales expresan el momento que se debe hacer el santo.yemaya

Para comenzar el ceremonial se debe hacer la consagración a Yemayá, la cual será la cabeza de la ceremonia en el momento de la entrega, el padrino debe llevarlo al pie de Ifa en donde Orula le muestra el camino, previamente consultado por los caracoles donde debe aparecer definitivamente el santo a realizar, posteriormente se prepara el santo, que no es otra cosa que realizar un ceremonial siete días antes, informando a Olofí sobre la consagración de un nuevo creyente.

En estos siete días los padrinos deben presentarse ante el santo, presididos por el babalawao quien dirige toda el ritual a través de cantos y rezos, además se realizan las ofrendas respectivas y se agregan los elementos que consagran al santo, al tercer día se corona el consagrado como nuevo rey yoruba, donde en un pequeño altar se ubica la persona o las personas devotas de Yemayá.yemayá

Al cuarto día se hace la lectura del porvenir donde los Orishas hablan a través de los caracoles y le expresan todos los consejos que el iniciado (Iyawó) debe mantener por el resto de su vida, los días restantes se debe descansar hasta el día que se denomina “De la Plaza”, donde el Iyawó debe ir acompañado con su padrino al mercado a comprar frutas para Yemayá, desde ese momento debe estar vestido totalmente de blanco durante un año.

Para muchas personas hacerse el santo significa encontrar bienestar, prosperidad, salud y espiritualidad, adquieren un compromiso de respeto y subordinación hacia los Orishas, con la idea de obtener una calidad de vida más agradable.

Relación con Oshun

Realmente existen muchas historias o patakies relacionadas con Yemayá y Oshun, ellas son hermanas que estaban muy compenetradas, Yemayá sentía un inmenso amor por Oshun, le decía que era bella entre las bellas, Oshun presumía mucho de sus prendas, de sus vestidos, de su hermosa cabellera y de su espléndida figura.yemaya

Una historia cuenta que Oshun tuvo que huir del reino de Yemayá debido a la gran cantidad de guerras y conflictos que habían en ese territorio, quedando muy pobre y abandonada, ya que tuvo que dejarlo todo, para sobrevivir tuvo que vender sus joyas y vestidos, de manera que los pocos vestidos que tenía los lavaba en el río, incluso se llegó a quedar sin cabellera.

Oshun, se encontraba en la peor situación de su vida, pobre, sola y esclava para poder vivir, pero no estaba sola, ya que las lágrimas que derramaba en el río fueron a llegar al mar, y como hermana mayor, Yemayá, se enteró del sufrimiento en el que estaba inmersa su hermana, se propuso ir a rescatarla.

Al encontrarla para tratar de remediar la situación Yemayá se sorprendió al ver el estado de abandono en el que se encontraba Oshun, destruida material y espiritualmente, y consolándola y también sufriendo le dijo: “Reina fuiste y reina volverás a ser”, y entonces Yemayá la bendijo otorgándole todo el oro que se encuentra en la Tierra, todos las perlas ubicadas en el mar y todos los corales que pudieran verse en el océano.yemaya

Por consiguiente Oshun renació desde las más oscuras entrañas de la miseria y su cabellera volvió a ser la misma, ya que Yemayá le entregó la suya en reconocimiento a su amor, y le dijo: “Hazte una peluca con ella, hasta que el cabello te crezca, de manera que nadie te vea en la condición en que te encuentras”.

Desde ese día Oshun protege y defiende a las hijas de Yemaya y viceversa, por eso muchas mujeres creyentes de Yemayá y Oshun cuidan exageradamente sus cabellos, incluso se los cortan myu seguidament, como una manera para invocar, respetar y adorar a estas diosas hermanas.

Están consideradas las dueñas de los ríos pero sobre todos de los mares junto a otra de su hermana llamada Oya, no obstante la relación más compenetrada era entre Oshun y Yemayá, tanto que los bailes de Oshun en las ceremonias, reflejan con el movimiento de sus brazos el oleaje del mar en conmemoración a su hermana Yemayá.yemaya

Relación entre Yemayá y Olokun

Si suponemos que en África nació el culto a Olokun y que muchas veces lo fusionan con Yemayá, llegamos a la conclusión de que ambas figuras representan una misma deidad, esto lo decimos ya que muchos especialistas en la materia expresan que Olokun en África es visto como una deidad masculina y otras veces como femenina, afirmando que Yemaya es la reina de las aguas o mar profundos y Olokun es el rey de los mares pequeños y orillas de agua salada.

Esta unión de Orishas es atribuida a las culturas afroamericanas, al no entender la manera espiritual de cómo se fusionan ambos dioses, es el ejemplo como en ciertas regiones de Brasil ya están considerados Yemaya y Olokun como un solo dios, de hecho existen discusiones de muy alto nivel donde tratan de explicar que Yemayá es la reina de las mares bajas y Olokun el rey de las profundidades del mar.yemaya

Por lo que se observa existe una diferencia entre los criterios de América y África, la amplitud en los criterios llega a tanto que se dice que Olokun es hijo de Yemayá, y fue uno de los que salió del cuerpo de ella cuando nacieron los quince Orishas, de manera que los criterios para establecer la relación entre ambos depende mucho del lugar donde se vaya a realizar la adoración, ya que se pueden encontrar figuras Orishas de ambos que representen lo mismo.

Diferencia con Oya

De los muchos patakies que existen entre estas dos hermanas uno de los más importantes lo representa la disputa o diferencia que hubo cuando Oya descubrió a Yemayá comiendo carnero junto a Shangó, aunque parezca simple, ha nacido toda una historia con respecto a esta situación, sin embargo las diferencias entre ambas radican en que, por ejemplo Oya representa el viento y Yemayá los mares.

Aquí sí se puede establecer quien puede tener el dominio cuando observamos que aparece el viento estamos en la presencia de Oya, pero cuando los mares intervienen con su fuerza es innegable pensar en Yemaya la reina, aunque una necesita de la otra, ambas se diferencian sobre todo por la locación donde se encuentran Cuba y  Nigeria, perjudican enormemente a los seres humanos cuando entran en conflicto, y es allí donde también se puede establecer otra  discrepancia, aunque la cordialidad fluye en sus vidas sin ningún tipo de problema.

En la realización de la ceremonia hacia Yemayá, se deben sacar todas ofrendas relativas a Oya, sobre todo si hay comida relativa al carnero, esto ha traído mucha incertidumbre entre los creyentes de la religión, ciertos especialistas alegan que el motivo es el desagrado de Oya hacia los carneros que come Yemayá, aunque a ciencia cierta no se explica bien por qué Oya le teme a estos animales.yemaya

La explicación a este temor lo describe un pataki, donde en una lucha encarnizada entre ambas por la posesión de un arcoíris (ochumare), Yemayá le mostró una cabeza de carnero a Oya y esta se espantó de tal manera que perdió la batalla, de allí parte la premisa donde Yemayá rige los colores del arcoíris y Oya es la dueña de los colores.

Como la ven en Cuba

Desde la llegada de esclavos a la isla, Yemayá se presentó como una diosa muy respetada y adorada, muy relacionada con Olokun, existe una diferencia entre el tipo de devoción que se realiza en África y Cuba, incluso en Sudamérica específicamente en Brasil, su denominación (Iemnjá o Doña Janaina), es un tanto diferente a lo que se observa en Cuba.

En Cuba es venerada como representante del poder en los mares, y de le gestación femenina, siempre ha sido temida y amada por sus seguidores, incluso llegan de otros países a realizar actos de devoción y culto, en ciertas partes del país se ha convertido en un atractivo turístico, y para otros simplemente se acercan a las playas con el objeto de observar como es la ceremonia de adoración.yemaya

Si tomamos en cuenta que uno de los atractivos turísticos de Cuba es la religiosidad, las estadísticas afirman que más de 4 millones de personas visitan la isla sólo para apreciar la devoción a Yemayá, en muchas partes se puede observar a las mujeres con cabellos bien adornados y con vestimenta azul y blanca.

Otro aspecto relevante y muy relacionado con Yemayá, tiene que ver con la denominada “Tormenta del siglo” que pasó por la isla de Cuba en el año 1993, considerada como una de las más fuertes, los santeros la vincularon inmediatamente con la furia de Yemayá, otros especialistas en religión yoruba afirmaron que el fenómeno ocurrido no fue culpa de Yemayá sino de Olokun quien es el que domina las profundidades.

Este criterio lo utilizaron en esos días, ya que la tormenta se inició en las profundidades del mar y no en la superficie (esta dualidad de criterios se aclaran al final de esta artículo), por otro lado decían que la suciedad encontrada en las playas era ocasionada por la falta de limpieza de la casa de Yemayá, quien al limpiarla ella misma había arrojado toda la suciedad hacia la costa, se debía pedirle perdón y realizar las ceremonias respectivas para aliviar su disgusto.yemaya

Que es Yemaya Olodó

Esta denominación puede tener dos significados, el primero lo enfocamos como se representa en Cuba Yemayá Olodo, es un nombre otorgado a Yemayá cuando va por un camino, quiere decir que forma parte de los caminos espirituales de Yemayá, Odolo representa la forma simbólica que toma Yemayá cuando se encuentra en trayectos sinuosos y escarpados, literalmente pudiera ser el nombre que debemos tomar cuando andamos por caminos sin conocer.

El segundo aspecto a considerar tiene que ver con el término usado en Nigeria, donde indica que Yemayá Olodó es simplemente la propietaria del río Oggun en Africa, comparte el agua dulce con su hermana Oshun, así como con todos sus hijos, sin embargo el término como tal en el lenguaje lucumí  significa: bobo o estúpido, lo cual no refleja el verdadero significado de la devoción hacia Yemayá.yemaya

Los trajes de Yemayá

Generalmente se viste con un vestido azul y un manto de crepé, conteniendo adornos azules claros y blancos, se le deben colocar varias campanitas las cuales van cosidas al vestido, también porta un cinturón de algodón con un romboide a nivel del estómago rodeando la cintura, se le debe agregar una especie de objeto elaborado con cola de caballo de color azul y blanco.

Asimismo se debe colocar el objeto de poder de Yemayá, el agbegbe, el cual es un abanico elaborado con plumas de pavo real, y decorado con madre perlas y conchas marinas, es importante mencionar que los trajes son elaborados por finados sastres que en cuba están especializados en la elaboración de indumentarias y trajes para santos cubanos y toda la población devota de Cuba, lo cual también es un medio para subsistir.yemaya

¿Qué santo es en la religión católica?

La vinculación de los santos Yorubas con la religión católica es denominada por especialistas como sincretismo, en Cuba específicamente se desarrolló en tiempos de la esclavitud con el objeto de convencer a los negros de poder realizar sus trabajos, muchos sacerdotes tuvieron una ardua labor para poder sincretizar cada santo yoruba, aunque hoy día muchos no comparten este criterio, en Cuba y varios países latinoamericanos están adaptados a las celebraciones de vírgenes y santos de la iglesia católica.

Yemayáa como tal tiene su equivalente con la Virgen de la Regla, celebrando su día el 7 de septiembre de cada año, ambas simbolizan la perfección, el trabajo arduo, las ocupaciones subalternas, el servicio, la salud, la protección y la eficiencia.

Virgen de la Regla

Considerada la patrona de la bahía, tiene su origen en África cuando un sacerdote llamado San Agustín la trajo hasta Cuba en una figura en madera tallada por el mismo, dice el sacerdote que cumplió la orden de un ángel que se le apareció en sus tiempos de juventud, posteriormente un discípulo del sacerdote la escondió en barco con el objeto de no ser profanada, llegando a las costas de España.

yemaya

La imagen resistió tormentas y marejadas, así como la embarcación donde se encontraba, tanto fue su resistencia que los marinos y pescadores la adoptaron como su patrona, por motivos que aún se desconocen, llego en 1660 a la bahía en el caserío La Regla, en La Habana, donde, con la ayuda de un comerciante muy adinerado, se construyó la ermita donde actualmente reposa la imagen que posteriormente llegaría de manos de Don Pedro de Aranda.

En el día de la celebración de la virgen, liberaban a los esclavos para que pudieran celebrar su devoción a Yemayá, de allí su vinculación con la virgen.

Significado satánico

Diversos detractores de la religión Yoruba han relacionado a Yemayá con el demonio, cuando afirman lo siguiente: es una deidad Yoruba asignada al dominio de los mares con el objeto de ser temido por los seres humanos, lo cual es una realidad ya que la mayoría de los humanos le temen a las profundidades del mar.

Relacionan versículos de la biblia con el dominio de las profundidades oceánicas. “Demonio femenino que concede las peticiones a las mujeres, como atadura a hombres; su poder asciende del pozo del abismo donde  se encuentra el demonio Abadón. Apocalipsis 9:12”, los espíritus malignos acechan en el mar con el objeto de obtener almas para el purgatorio.

Existen diferencias cuando la denominan la “madre de los peces”,  pero en realidad los peces fueron creados por Dios y a él le pertenecen, los criterios son muy diversos y afirman que como al Diablo le quedo pequeña la Tierra utiliza el mar como recurso para amarrar personas a su lado, la salvación de esta situación espiritual la tiene Jesús, que es el que protege a los indefensos en el mar.

El sentimiento maternal demostrado por Yemayá, es otro engaño del diablo, utilizando a las mujeres que no pueden tener hijos y a las parturientas como señuelos en la búsqueda de atrapar inocentes, los criterios de comprensión que puedan aplicarse a estos conceptos dependen mucho de la capacidad espiritual bien sea católica o santera para entender y darle cuerpo a las observaciones planteadas, (Ver artículo: Abita)

También encontramos unas tortas

Como parte de las ofrendas hacia la reina de los mares, las tortas representan un elemento importante dentro de las ceremonias, generalmente se elaboran el 7 de septiembre, día de su santo, como una especie de celebración cumpleañera, otros las realizan para el día que comenzaron su iniciación como santeros, sin embargo estas tortas pasan a ser parte de la devoción hacia el Orisha donde el tamaño intente representar el inmenso respeto que se le tiene.

yemaya

Finalmente les dejamos este vídeo.

Dejar Comentario