≡ Menu




¿Quieres saber todo sobre Grýla? Descúbrelo aquí

En Islandia las navidades son celebradas de una forma muy diferente a como se hace en la mayor parte del mundo, en la mitología navideña de este país existen diversos seres que aparecen en las épocas navideñas, Grýla es uno de estos seres y en este caso estamos hablando de un ser terrorífico que habita en las montañas de Islandia, lo que más destaca es que en navidad busca niños que se portaron mal.

gryla

¿Quién es Grýla?

Grýla es unos de los seres más antiguos de las tradiciones islandesas y es que éste aparece en los manuscritos del siglo XIII y también podemos encontrar a Grýla en las Islas Feroe y un ogro muy relacionado al mismo en Irlanda; esta está estrechamente relacionada con el miedo al hambre, ya que este ser siempre tiene hambre y amenaza con arrebatar a los niños, generalmente a los traviesos para comérselos. (Ver articulo: Ded Moroz)

Tambien Te Recomiendo Ver...

La leyenda de Grýla ha sido usada para asustar a la mayor parte de la población de Islandia, ha sido utilizada durante siglos y es que el éxito de su historia fue tanta, que se tuvo que aprobar un decreto público en 1746 que prohibía esta práctica para evitar traumatizar aún más a los niños. Después de eso, la ogro y su prole limpiaron sus imágenes y se dice que Grýla decidió enviar a sus hijos a la ciudad sólo 13 días antes de Navidad y les ordenó a los mismos que difundieran la alegría de las fiestas en lugar del miedo.

gryla

Grýla no estuvo directamente vinculada a la Navidad hasta el siglo XVII y es que a partir de esa fecha es que se le asocia como la madre de los Yule Lads; las historias de Gryla cuentan que ésta tiene un agudo sentido del oído, que le brinda la capacidad de detectar niños que se comportan mal durante todo el año.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Se cuenta que durante la época navideña, ella viene de las montañas para buscar en los pueblos cercanos su comida y en muchos casos ésta busca cazar a los niños que se han portado mal, ella devora a los niños como su merienda favorita; se dice que su plato favorito es un guiso de niños traviesos y tenía un apetito insaciable. (Ver articulo: Reyes magos existen)

Según el folklore local, Grýla ha estado casada tres veces, su tercer marido se llama Leppalúdi y vive con ella en su cueva en los campos de lava de Dimmuborgir, con el gran gato negro y sus hijos.

Grýla es una figura especialmente aterradora, es un especie de troll gigante con pezuñas para los pies y tiene trece colas, tiene una característica muy particular y es que ella está siempre de muy mal humor y esto es debido a su insaciable hambre por los niños. Cada Navidad, Gryla baja de su vivienda en la montaña para buscar niños malos, ella los coloca en un saco y los arrastra de vuelta a su cueva donde los hierve vivos para su estofado favorito.

La ira de Grýla no está reservada sólo para niños humanos, ya que se cuenta que dos de los tres maridos que ha tenido los mató porque la aburrían.

Tambien Te Recomiendo Ver...

Son muchas las formas en que se ha usado a Grýla para lograr que los niños se porten bien, en muchos casos se le dice a los niños así: Si eres un niño y no eres “bueno”, la mujer te comerá hay quienes de forma literal expresan que “Grýla te va a hervir vivo, roe tu corazón, succiona la piel de tus huesos y lame tu grasa de sus dedos”.

Su apariencia

Grýla es una figura especialmente aterradora, es una especie de troll gigante con pezuñas en los pies. Existen muchas fuentes que mencionan que ésta tiene quince colas colgando de su parte trasera y en algunos casos se afirman que de cada cola cuelgan cien sacos, con veinte niños guardados en cada uno, eso significaría que la misma va por ahí con 30.000 niños a donde quiera que vaya.

Hay muchos niños para llevar, pero hay que tener en cuenta que Grýla es un troll y como todos saben, los trolls son enormes y fuertes y podrían muy bien transportar una gran cantidad de niños si así lo desearan, existen otras fuentes que mencionan simplemente que Grýla lleva un sólo saco con un montón de niños sobre su hombro en todo momento.

gryla

Existen otros relatos que la describen un tanto distinta, como un troll con más de una cabeza sobre sus hombros, otras descripciones dicen que tenía 300 cabezas y 3 ojos en cada cabeza  y todos están de acuerdo en que tiene una audición excelente, que la alerta cuando los niños son ruidosos y malos, entonces desde su cueva en la montaña ella puede escuchar a los niños ruidosos de toda la isla. (Ver articulo: El Monstruo de Flatwoods)

Orígenes de Grýla

Los orígenes de este ser tan peculiar son poco conocidos, se sabe que su historia es muy antigua ya que aparece en un manuscrito del siglo XIII y desde entonces, ha sido un pilar en la pandilla de ghoul islandeses.

En el siglo XVII, empezaron a llegar informes de que la malvada ogro era de hecho madre de los siempre populares muchachos de Yule lands y que vivía con ellos en una cueva en las montañas y a pesar de que en la actualidad los Yule Lands no son considerados nada terroríficos, hasta el siglo XIX esos muchachos eran un grupo bastante aterrador que se dedicaba a aterrorizar a los agricultores y sus hijos.

gryla

Con Grýla, aparte de sus 13 hijos vive el malvado gato negro de la navidad y por ultimo también vive con ella su marido, quien es considerado un perezoso trol llamado Leppalúdi, se le conoce como perezoso ya que se sienta todo el día esperando que su esposa le traiga niños frescos para comer.

A partir de sus orígenes son muchas las historias, poemas y canciones que se han hecho inspirados en Grýla; muchas historias la relacionan con la Navidad y se dice que sólo sale a buscar niños en el festival de las luces, otros cuentos la describen como un demonio más de todas las estaciones y en las historias más recientes se cuenta que ésta ya está muerta.

Su leyenda

Son muchas las historias que existen en torno a Grýla, una de ellas cuenta como en la década de 1600, los pequeños niños y niñas islandeses escucharon acerca de una mujer-ogro que era llamada Grýla, se cuenta que ésta vive en las montañas con su esposo, sus 13 hijos conocidos como los Yule Lads y un gato negro gigante. (Ver artículo: Malakim)

gryla

Grýla era horrible, era una mezcla entre ogro y troll, tenía cascos, cuernos, 15 colas y su rostro estaba lleno de grandes verrugas. La historia cuenta que como esta peculiar familia vivía en las montañas, no tenían muchas opciones para comer, por lo que Grýla enviaba a los Yule Lads a la ciudad, donde arrebataban a niños ingobernables y los traían de vuelta para cocinarlos en un estofado.

El gato negro de la familia llamado Gato de Navidad, sólo comía una vez al año, se cuenta que éste se come a los niños y a las personas que no recibieran una prenda de vestir.

Grýla y Leppalúði

Como ya vimos al inicio, Grýla es catalogada como un ogro malo y sombrío, que se come niños muy mal portados, a los que va a recogerlos, los pone en su saco y luego los cocina en su caldero. (Ver articulo: Creación del mundo)

Grýla y Leppalúði son esposos, ambos eran caníbales como los demás trolls y se cuenta que su plato favorito eran los niños mal portados, ya que estos según estaban más maduros y por tanto su sabor era exquisito.

gryla

El marido de Grýla es el troll conocido con el nombre de Leppalúði, su apariencia no es tan terrorífica como la de Grýla, ambos son padres de veinte hijos, ya que aparte de los Yule Lads, que se consideran 13, según el folclore de Jón Árnason, existe un poema que describe a otros 19 hijos de Grýla y además cuenta que Leppalúði tuvo un hijo fuera del matrimonio llamado Skröggur.

Leppalúði tuvo ese hijo de una niña que cuidó a Grýla, mientras estuvo enferma y en cama todo el año; Leppalúði no podía hacerse cargo de Grýla y su gran familia, por lo que contrató a esta chica llamada Lúpa, cuando Grýla se recuperó de su enfermedad, se enfureció al descubrir que Leppalúði tuvo un hijo con Lúpa y se llevó a Lúpa y Skröggur.

Grýla se había casado antes de conocer a Leppalúði; su primer marido se llamaba Boli, tenían muchos hijos, éste también era un caníbal como Leppalúði, Boli murió de vejez y después de su muerte Grýla encontró a Leppalúði.

Grýla y Leppalúði son dueños del Gato de Navidad, un gato grande y terrible que acecha en la Noche de Navidad y come a personas que no reciben ningún regalo de Navidad que contenga prendas o ropa.

Los hijos de Grýla

La mayoría de las historias que se cuentan en torno a Grýla, mencionan que los Yule Lads son sus hijos, pero ¿quiénes son estos 13 personajes? Para conocer con detalle más de ellos, es importante que sepamos que en Islandia se celebran las navidades principalmente con buena comida y regalos para sus seres queridos, pero a diferencia de la mayoría de los países que tienen un sólo personaje que es Papá Noel o San Nicolás, los niños islandeses tienen la suerte de ser visitados por 13 muchachos de Yule.

Estos son trolls de mal comportamiento, los muchachos de Yule son los encargados de traer regalos a los niños como el Papá Noel tradicional en otros países, pero lo hacen en forma de un pequeño regalo, colocado en los zapatos de los niños en la noche.

Estos no vienen todos el mismo día, sino que 13 días antes de Navidad comienzan a aparecer, uno cada noche. Entonces, 13 días antes de Navidad, los niños ponen sus zapatos en la ventana y cuando se despiertan, tienen un pequeño regalo esperándolos. A menos que hayan sido malos, entonces consiguen una papa vieja.

Los Hijos de Grýla comienzan a llegar a partir del día 12 de diciembre y hasta el día 24 de diciembre y a partir de este día se empiezan a ir de la misma forma que llegaron, hasta que Kertasníkir se va el 6 de enero y se da por finalizada la Navidad.Conozcamos a cada uno de ellos:

grylaStekkjastaur – Terrón de oveja

Stekkjastaur es el primero en llegar y aparece cada año el día 12 de diciembre; su afición es robar ovejas y es que se cuenta que con las dos patas de palo, le encanta molestar al ganado para tomarse su leche, actualmente éste va directo a la nevera para tomarse la leche y si has sido bueno, te dejará un regalito sino, te dejará una papa.

Giljagaur – Gully Gawkgryla

Giljagaur es el segundo en hacer la visita, llega cada año el día 13 de diciembre y se esconde en los establos para poder robar leche; al igual que su hermano, éste ahora se roba todos los productos lácteos de tu nevera si te has portado mal durante el año.

grylaStúfur – Stubby

Stúfur es el tercero en llegar y hace su visita cada año el día 14 de diciembre y le encanta robar las cacerolas para comerse los restos pegados en ellas, es el más joven y el más pequeño de todos los hermanos.

Þvörusleikir – Spoon-Lickergryla

Pvörusleikir es el cuarto de los hermanos en hacer la visita y llega puntualmente cada día 15 de diciembre; su pasión es chupar las cucharas de madera utilizadas en la elaboración de pasteles, su aspecto es muy delgadito.

grylaPottaskefill – Pot-Licker

Pottaskefill es el quinto de los hermanos en llegar y su visita la hace todos los días 16 de diciembre; le encanta robar las sobras de las ollas y es que a éste le gusta entrar a las cocinas y lamer todo tipo de ollas y cazuelas, se dice que hay que tener cuidado de no dejar una olla llena, ya que si éste la encuentra acabará con ella de inmediato.

Askasleikir – Bowl-Lickergryla

Askasleikir es el sexto en llegar y su visita la hace puntualmente el día 17 de diciembre; se cuenta que éste se esconde debajo de la cama esperando robar los “askur”, que es un pequeño recipiente parecido a un pequeño bol.

grylaHurðaskellir – Door-Slammer

Hurðaskellir es el séptimo de los hermanos en hacer su visita y llega cada día 18 de diciembre; éste tiene un extraño gusto de dar portazos y cuanto más tarde por la noche mejor, además le encanta el chirrido de las bisagras.

Skyrgámur – Skyr-Gobblergryla

Skyrgámur es el octavo hermano en llegar y hace su visita cada día 19 de diciembre; éste tiene debilidad por el famoso yogurt islandés, el Skyr y es que éste acabará con las existencias de este producto sin dudarlo.

grylaBjúgnakrækir – Sausage Swiper

Bjúgnakraekir es el noveno hermano en llegar y hace su visita cada día 20 de diciembre; este hermano tiene una especial debilidad por las salchichas y es que él sólo piensa en robar salchichas.

Gluggagægir – Window Peepergryla

Gluggagaegir es el décimo de los hermanos en hacer su visita y llega cada año el día 21 de diciembre; se le conoce por ser mirón y es que le encanta estar en las ventanas viendo qué le puede robar a las personas.

grylaGáttaþefur – Doorway Sniffer

Gáttapefur es el décimo primero de los hermanos en hacer su visita y este llega puntualmente el día 22 de diciembre; su característica principal es su nariz muy larga, la que le sirve para localizar y robar rebanadas de pan, en especial el pan laufabrauð que es un plato típico de la navidad Islandesa.

Ketkrókur – Meat Hookgryla

Ketkrókur es el penúltimo de los hermanos en hacer su visita y llega cada día 23 de diciembre; su fascinación es la carne ahumada y para ello siempre lleva un gancho para poder robar carne.

Kertasníkir – Vela Mendigo

grylaKertasníkir, con éste llegamos al último de los hermanos, hace su visita cada día 24 de diciembre y persigue a los niños para robarles las velas, un dato curioso es que éste fue escogido como el favorito de todos los muchachos de Yule en Islandia; a pesar de que roba velas para comerlas, parece ser el más generoso del grupo, esto podría tener algo que ver con que llega de último, en la mañana de Nochebuena.

La mascota de Grýla

La mascota de Grýla es conocida como el Gato de navidad, su nombre es Jólakötturinn y se cuenta que a este gato gigante le encanta comer personas, tanto niños como adultos, la principal diferencia con sus dueños es que a este animal no le importa cuál fue el comportamiento de los niños durante el año, lo único que te podrá salvar es que recibas un artículo de ropa nueva para Navidad.

gryla

La historia del Gato de Navidad relata que es el que come niños que no reciben ropa nueva para Navidad, tiene un poema muy famoso que data de los años 1932, este poema es muy conocido entre los islandeses y lo conocen, tanto es así que fue grabado como una canción por uno de los músicos más famosos de Islandia, Björk.

Los orígenes de este gato de Navidad son igual o más misteriosos que los de Grýla, sus primeros registros aparecen en el siglo XIX, su historia se encuentra estrechamente relacionada con las creencias escandinavas en la cabra de Navidad.

Según la historia, el gato de Navidad arrebatará y comerá a los niños que no reciben ropa nueva para Navidad y es que esta creencia está probablemente relacionada con la tradición de que todos reciban nuevas prendas de ropa para las fiestas y la costumbre de los granjeros de darles a sus trabajadores la ropa nueva cada año.

En la actualidad, la leyenda de este gato se encuentra vigente y es que las personas consideran que recibir una prenda de ropa nueva para Yule es un acto muy importante, ya que la tradición en este país es que las personas se vistan con ropa nueva de pies a cabeza en la víspera de Navidad; finalmente hay quienes aseguran que esta leyenda se creó con el fin de que los niños apreciaran también la ropa como parte de un regalo de los Yule.

Grýla y su importancia para los islandeses

Grýla en los siglos XVII y XVIII se convirtió en un monstruo devorador de niños relacionado con la Navidad; los Yule Lads que son sus hijos, parecen haber aparecido en el siglo XVII y despertar el miedo en los corazones de los niños; en el siglo XIX se volvieron mucho más benignos y vinieron de las montañas.

gryla

El número trece es un numero interesante, ya que se relaciona de forma directa con el culto a la diosa en tiempos antiguos y es que según explican los expertos, Grýla tiene las mismas raíces que una serie de otros seres sobrenaturales, como lo son las diosas o brujas y éstas están conectadas a la oscuridad y la muerte, pero se dice que ésta trae luz a la oscuridad.

Hay quienes aseguran que Grýla es un símbolo del solsticio de invierno, un tiempo que en los siglos pasados ​​fue una época de penurias, hambre y frío que a menudo mataba a niños.

Los Yule Lads tienen trece años porque están conectados a la luna y los meses entre el solsticio de invierno; una luna está llena 13 veces al año y el número 14 es un número sagrado en el culto a la diosa y otras religiones fuertemente relacionadas con la luna.

Es que Grýla, Leppalúði y los muchachos de Yule, son definitivamente islandeses y es que su historia se ha desarrollado de una manera especial, hay quienes aseguran que la tradición de Grýla en la época decembrina es buena, ya que son miles de tradiciones las que se han desarrollado en esta época del año, por lo que las personas se vuelven un poco locas, beben y comen en exceso, dan regalos, juegan, se ríen y bromean, se asustan y luchan.

Grýla también se considera importante porque ésta se ha mantenido como un elemento básico en Islandia, en parte porque es la madre de la versión nacional de Santa Claus, los Yule Lads, por lo que se considera que la tradición de Grýla y sus hijos hace que las personas sean más apropiados y generosos.

Gryla en la actualidad

En la actualidad, la imagen de Grýla se sigue utilizando constantemente para asustar a los niños y es que la figura de ésta todavía se utiliza para asustar a los niños y para tratar de enseñarles a comportarse.

gryla

En la actualidad son muchos los cuentos, canciones e historias que se leen a diario en especial en la época decembrina, uno de los cuentos más populares es de Jón Árnason, el cual le da una descripción bastante detallada a Grýla:

Grýla tiene tres cabezas y tres ojos en cada cabeza… Horriblemente dotada de unas uñas largas y curvas, ojos azules helados en la parte posterior de la cabeza y cuernos como una cabra, sus orejas cuelgan hasta los hombros y se unen a la nariz delante. Ella tiene una barba en su mentón que es como hilo anudado en un tejido con nudos que cuelgan de él, mientras sus dientes son como rocas quemadas en una parrilla”.

Lo más importante es que en la actualidad, los islandeses están tratando de recuperar sus tradiciones y es que en el siglo XX, a medida que la Navidad estadounidense y su representación de Papá Noel proliferaron en Europa y más allá, se hicieron intentos para que los muchachos de Yule se parecieran un poco más a la figura popular de Santa Claus, por lo que los hijos de Grýla comenzaron a dejar regalos en lugar de tomar salchichas, bocadillos, entre otros.

Incluso, se dice que se intentó acabar con la figura de Grýla por completo, intentando dejar de lado al personaje aterrador con una comida más familiar. El Museo Nacional de Islandia ha tratado de cambiar esto y han realizado trabajos para que los Yule Lads vuelvan a sus raíces pre-Santa, es por esta razón que en la actualidad ya son representados con ropas irregulares de los siglos XVII y XVIII, llevándolos de vuelta a los marrones y los negros, los colores de lana locales.

Otras de las labores del museo es la creación de un libro infantil llamado The Yule Lads: A Celebration of Iceland Folklore, un libro para niños que se encuentra en todas partes de Islandia durante las vacaciones, tanto en inglés como en islandés.

Del mismo modo, Grýla ha demostrado ser una figura difícil de desalojar, ya que su imagen se encuentra en toda la ciudad capital de Reykjavik y es que todavía en la actualidad, los niños se encuentran profundamente aterrorizados de Grýla; y no es sólo para que los niños sientan miedo, sino que este ogro es parte fundamental de la cultura y de las tradiciones de Islandia y no se deben perder por la modernidad.

Dejar Comentario