≡ Menu




Los dioses hindúes, lo que no sabías de su mitología

Los dioses hindúes son un gran grupo de deidades de la mitología Hindú, este fue originado en la India. A continuación podremos conocer todo sobre estos dioses, sus características inigualables, todos sus poderes e historias a lo largo de los años, y ademas de todo, conoceremos la historia del hinduismo y los dioses mas conocidos y venerados de esta religión o también considerado como “Estilo de Vida”.

Los dioses hindúes

Entre dioses y creencias

El hinduismo es una religión de origen indio, o también se le podría interpretar como una forma de vida que es practicado en el Sur de Asia. El hinduismo se le puede considerar como una de las religiones más antiguas del mundo entero y todos aquellos que los practican se refieren a ella como la Sanatana Dharma, en español “La Tradición Eterna” o el “Camino Eterno” más adelante de la historia de la humanidad.

Según los eruditos indios consideran que el hinduismo es una especie de fusión o una síntesis de varias culturas y tradiciones de la india, es decir, posee diferentes raíces y no tiene fundador. Esta práctica hindú empezó a desarrollarse desde los años 500 y 300 A.C.

El hinduismo contiene diversas filosofías, dioses y creencias ya que es un “estilo de vida” muy extensa pero estos tienen raíces muy comunes, entre ellos los rituales reconocidos, la cosmología y la peregrinación a lugares que sean sagrados.

Los dioses hindúes

Tambien Te Recomiendo Ver...

Hay temas prominentes en las creencias hindúes, entre ellos incluye los cuatro “Purushartha” es decir los cuatro objetivos del varón. También se considera los objetivos reales de la vida humana, es decir, el Dharma “Ética y las obligaciones”, el Artha “Prosperidad y el trabajo”, el Kama “Deseos y pasiones”, el Moksha “Liberación, libertad y la salvación”, el Karma “Acción, intento y las consecuencias” el Samsara “Ciclo de renacimiento” y diferentes yogas (los caminos y las prácticas para así poder lograr la Moksha).

Entre las prácticas hindúes se incluyen rituales como la oración, la recitación, meditación, ceremonias para el paso a la pubertad, los festivales anuales y peregrinaciones ocasionales. Hay algunos hindúes que deciden abandonar su vida social y sus pertenencias materiales para así poder dedicarse por completo a las prácticas llamada Sanniasin, es decir según el hinduismo como la persona que se encuentra en la cuarta etapa de su vida de la renunciación a su vida material.

El hinduismo incluye una cantidad diversa de espiritualidad y de tradiciones, pero esta no tiene un orden eclesiástico. Tampoco posee alguna autoridad religiosa, no  tiene ningún tipo de gobierno, tampoco algún profeta y no está sujeto o basado a un libro sagrado.

Los dioses hindúes

El hinduismo como mencionamos anteriormente se le podría considerar como una religión o una tradición religiosa o una forma de vida. En el occidente si se le denomina como religión pero en la india donde realmente se origina este hinduismo se utiliza es el termino Dharma, se le considera que es un término más amplio que el termino religión.

Este hinduismo no posee algún fundador, ya que es un conjunto de varias religiones diferentes, a las que por equivocación se les menciona con el mismo nombre. Este es un conjunto de creencias metafísicas, religiosas, de cultos, costumbres y rituales en las que juntos conforman una tradición, en donde no hay órdenes de sacerdotes ni una organización central.

Éste más bien se trata de un conjunto de creencias de diferentes pueblos y regiones en las que fueron escritas en las revelaciones de los diversos escritos védicos y en otros sagrados escritos hinduistas.

Los dioses hindúes

En el hinduismo hay una cantidad grande de diversidad de creencias, pero estos creyentes creen que detrás del universo visible, es decir el Maia, al que atribuyen diversos ciclos de creación y destrucción, está el principio que logra sostener el universo. Mencionan que Brahma es considerado el dios o el Absoluto.

Los dioses hindúes

Cuando se abandona el ciclo de reencarnaciones y se retorna al principio divino se considera el mayor de todos los logros para los hinduistas. Este dios puede ser considerado como personal o impersonal pero depende de la adoración constituiría diferentes devociones, en el caso de que sea una adoración personal constituiría el bhakti (la devoción) y en la adoración impersonal el gñana (la sabiduría). En cualquiera de los ámbitos igual se mostraría adoración a la deidad.

Todos los seres que existen, además de Brahma, se les consideran como sus expresiones ya que a esta deidad se le llama también como el principio del universo. Así como los hindúes, debemos tener en cuenta que debemos diferenciar el hecho de que el brahmán impersonal vendría siendo el aspecto no personificado de dios y que es muy distinto de Brahma, quien es el creador total del universo pero no es el dios único.

A esta deidad se le considera como un alma encarnada muy elevada que se encarga de ocupar temporalmente ese puesto en el mundo material y pudiera caer de su lugar y llegar a ser reemplazado por otra entidad. Según la complejidad de cada universo, el dios Brahma pudiera llegar a tener distintos números de cabezas, pudiera llegar a tener mil cabezas.

Los dioses hindúes

Una de las características sobre esta religión o estilo de vida es el concepto variado sobre el Ishta Dévata (en español: cualquier deidad adorable). Se le reconoce que cualquier persona pudiera tener un tipo de concepción personal acerca de la divinidad, es respetable ya que se considera que dios tiene la capacidad de tener todas las formas deseadas y las puede trascender. De allí viene la infinidad de representaciones de esta divinidad. Pero aunque tenga muchas manifestaciones, incluso infinitas, igual dios sigue siendo uno solo.

En varios textos occidentales, se llegó a hacer popular la triada hinduista llamada Trimurti, en español significa tres formas de dios, tomando en cuenta a los dioses Brahma, Visnú y Shiva, pero realmente muy pocas personas son los que adoran a esa triada. Muchos hinduistas también adoran a una diosa llamada Durgá, en otros lados conocida como Kali, pero además de ello también a una gran cantidad de otros dioses, incluidos dioses comarcales.

¿Cuántos dioses hindúes hay?

Dentro de los dioses hindúes existen aproximadamente 330.000.000 (trescientos treinta millones) de dioses, estas deidades poseen la capacidad de poder cambiar de sexo con el paso de los siglos e incluso puede dejar grandes mensajes que toman como principal las virtudes y la ética. Podemos ver que en esta religión existen muchos dioses pero cada creyente se encarga de decidir a qué deidades prefiere adorar.

Los dioses hindúes

La mitología de la india cuenta con una gran cantidad de deidades como mencionamos en la anterioridad pero podemos decir que los creyentes se apegan a los que están más internos en la cultura hinduista. Evidentemente menciona que los dioses hindúes aunque tengan formas físicas similares a las de un ser humano también poseen detalles especiales que revelan o dan a demostrar todos sus poderes y sus habilidades.

Los dioses hindúes

Una de las cosas que diferencian a los dioses hindúes a otras deidades de alguna otra mitología es que dispone de variados aspectos o avatares, estos podemos entenderlos gracias a las encarnaciones por las que pasan estos seres supremos. Gracias a esta mitología hindú, podemos tener grandes e interesantes historias de estos dioses que los colocan como protagonistas, aunque obviamente la adoración que se realiza en las ciudades y templos se encarga de volverlos prácticamente una realidad.

Nombres de los dioses hindúes

Como mencionamos en el punto anterior, esta mitología posee una gran cantidad de deidades la cual es un tanto complicado el poder mencionarlos a todos, sin embargo, los hindúes adoran a una cantidad de deidades que se les considera como los más importantes o los más venerados, entre los dioses hindúes están: Brahma, dios creador del universo; Visnú, encargado de conservar y proteger el universo; Shiva, dios destructor y de la danza; Ganesha, dios de la inteligencia y del destructor de obstáculos

Los dioses hindúes

Hanuman, el dios de la música; Rama, encargado de la justicia; Parvati, diosa de la belleza, alimentos y fuerza interior, se representa de otras formas como Kali o Durga; Krishna, dios conocido por su hazañas heroicas; Kama, el dios del amor; Ganga, diosa del rio Ganges de la India; Kali, diosa de la muerte; Satí, diosa de la felicidad marital y la longevidad.

Los dioses hindúes

Karttikeya, dios de la guerra; Indra, dios del trueno; Agni, dios del fuego, del sacrificio, del sol, de las estrellas; Devi, figura de la energía y de la fuerza creativa; Lakshmi, diosa de la fortuna; Sarasvati, diosa de la sabiduría, palabra y artes; entre muchos otros dioses. Además de los que mencionamos, ya que son algunos de los más reconocidos en el hinduismo, podremos analizar a los dioses hindúes que existen a través de este artículo.

Shiva

Shiva, según la mitología hinduista, es una deidad que compone la Trimurti, es decir, la trinidad hinduista. Es el dios que representa la destrucción del universo junto con la deidad Brahma, el creador del universo y de Visnú, el preservador del universo. Según la rama de hinduismo, el shivaísmo, esta deidad es considerado el dios supremo de entre los dioses hindúes restantes.

Normalmente este dios es venerado en un lingam, una representación simbólica de este dios que es utilizado para su culto en los templos. Se le describe como un yogui, es decir, un practicante del yoga. Se dice que vive en el monte Kailash y se le representa como un cabeza de familia junto a su esposa Parvati, junto a sus dos hijos Ganesha y Kartikeia.

Los dioses hindúes

Además de ello, Shiva tiene muchas formas de benevolencia y así como otras de temer. Normalmente se le muestra como sumergido en una meditación profunda junto a su esposa y sus hijos o también se le representa como el Natarash, es decir el dios o rey de la danza.

Existe una rama del hinduismo llamado Shivaísmo, en la que su principal deidad es el dios Shiva-Rudra, en la que el dios Brahma y el dios Visnú son considerados unos dioses menores, sin gran importancia como realmente son. El hinduismo se volvió algo usual darle a este dios el nombre de Shiva, traducido como auspicioso.

Según su calidad y poder de destructor en algunas ocasiones se le llama Kāla o Negro y así se logra ser identificado al paso del tiempo aunque su función destructiva es asignada o traspasada a su esposa pero bajo el nombre de Kali. Como una deidad de la reproducción, el símbolo de esta deidad es una especie de monolito de piedra o de mármol llamado “Lingam”. Ya a finales del siglo XIX, en la India se estimaba que existían más de 30 millones de lingas.

Los dioses hindúes

Esta deidad era representada por tener tres ojos, en la cual, uno de ellos se encontraba en su frente, ya que así podía dar a demostrar que tenía la capacidad de ver las tres divisiones del tiempo: el pasado, presente y futuro, su piel es de un color azul grisáceo ya que está cubierto de cenizas.

Posee una luna en cuarto creciente que se ubica en su frente en donde allí puede representar la división del tiempo en meses, una serpiente que se enrolla alrededor de su cuello en donde se representa la división en años y finalmente un collar compuesto por calaveras en donde representa la extinción y generación de las razas de la humanidad.

Se dice que el materialismo y las construcciones mentales pueden asfixiar las percepciones sutiles del hombre, sin embargo, el dios Shiva puede enseñar las tres fuentes tanto del conocimiento y de la realización. Según los principales mitos de esta deidad, cuando los dioses batieron el océano de leche para así generar el néctar que los podría volver inmortales lo primero que se produjo luego de batir el océano fue un veneno que podría destruir el mundo.

Los dioses hindúes

Shiva al saber esto, bebió el océano para así poder salvar a todos los seres del mundo, y es por ello que su garganta pudo adoptar un color azul y se le bautizo con otro nombre, Nila Kantha que traducido seria Cuello Azul y también fue llamado como “Loka Naiaki” traducido como el Salvador del Mundo.

Sus sirvientes se les llamaba “Pramathas” es decir atormentadores y son considerados como seres sobrenaturales de las que quienes forman tropas tomando como líder al dios de Shiva, Ganesha, en la que traducido al español significa Señor de las Tropas o Ganapati, Líder de las Tropas.

Al principio, Satí era la esposa de esta deidad, ella poseía diferentes nombres y era el objeto de adoración de los Shaktas y los Tántricos. Cuando el padre de esta mujer, llamado Daksha insulto a su esposo mientras estaba ausente en una festividad religiosa, Satí se suicidó. Luego de un tiempo, Shiva se volvió a casar con una mujer llamada Parvati, se le decía que ella era la reencarnación de su antigua esposa Satí. Con esta mujer tiene tres hijos llamados Aiapa, Kartikeia o Skanda y Ganesha.

Los dioses hindúes

Se decía que había un mito que en una ocasión esta deidad se encargó de quemar al dios Kama con su tercer ojo. El dios Kama, el dios del amor, quien mientras el dios Shiva se encontraba en una severa meditación, este le había disparado con sus flechas de flores para así poder ayudarlo a enamorar a su segunda esposa Parvati.

Desde entonces al dios Kama se le considera como “Sin Forma” o en el idioma hindú An-Anga. Según las escrituras de la mitología hinduista indica que con la mirada del tercer ojo del dios puede quemar el universo, incluso puede quemar al dios Brahma y a Visnú, y con las cenizas se unta todo su cuerpo.

Es por ello que todos los seguidores de esta deidad se encargan de mantenerse cubiertos de cenizas. Dicen que la actual residencia de esta deidad es en el monte Kailash, ubicado al noreste de China. Este dios poseía diferentes artefactos, podemos destacar que en su mano sostenía un tridente en donde allí puede representar que son los tres atributos de Creador, Destructor y Regenerador. También este sostiene una especie de tamborcito llamado Damaru, con una forma de un reloj de arena.

Los dioses hindúes

Este dios tiene varias serpientes que se encuentran enroscados en sus brazos, su cabello se encuentra enredado en diferentes matas que están sobre su cabeza y así forma una especie de rodete en punta sobre su frente. Encima de este hueco se puede apreciar el rebote y la materialización del río Ganges en donde él logra interceptar en su caída invisible desde el cielo para así evitar que se hundiera la tierra por su fuerza.

Otra de las características que lo distinguen es su tercer ojo, como mencionamos anteriormente es el ojo de la sabiduría, conocido con el idioma hindú como Bindi. Este ojo es el encargado de ver lo que es más allá de lo evidente. En consecuencia, a Shiva se le conoce como el señor de los tres ojos. Este tercer ojo es normalmente asociado con su gran energía salvaje en la que destruye a todos los malhechores y los pecados. Este también posee el collar de la cobra, esto sucedió porque esta deidad está más allá de los poderes de la muerte.

Se encargó de ingerir el veneno llamado Kalketu para así lograr el bienestar del universo. Para no ser herido por el veneno, su esposa Parvati se encargó de atarle a su esposo una cobra en su cuello. Esto logro que el veneno se quedara retenido en su garganta y por consiguiente este se tornó azul. Esta cobra atada en su cuello representa la muerte que esta deidad ha logrado conquistar completamente.

Los dioses hindúes

Shiva también es conocido como el señor de las serpientes. Las cobras que se encuentran alrededor de su cuello logran representar la energía dormida y yaciente. Este dios también posee una media luna en su frente en el quinto día. Este está ubicado en el tercer ojo y logra demostrar el poder del Soma, es decir la ofrenda de sacrificio que representa a la Luna.

Shiva también posee el poder de la procreación como el poder de la destrucción. La luna también es una medida del tiempo, es por ello que también se conoce que este dios tiene control sobre el tiempo.

Los dioses hindúes

Este dios posee un cabello enmarañado, el ondeo de su cabello lo logra representar como el dios del viento que es una de las formas sutiles de aliento que se encuentra presente en todas las formas vivientes. Por esta característica podemos decir que Shiva es la línea vital de todos los seres vivientes. Este dios también tiene la característica de que este sagrado río fluye desde el cabello de esta deidad.

Según las mitologías hinduistas indica que un rey llamado BhaguiRatha le había pedido a la madre Ganga que descendiera en dicho planeta para así poder purificar sus pecados y las de los humanos. El dios Shiva decidió ofrecer su cabello para así lograr detener su caída desde los planetas celestiales. Este río también logra representar la fertilidad y el aspecto creativo de esta deidad.

Podemos ver que esta deidad es una de las más importantes de la mitología hinduista y de los dioses hindúes, una de las deidades que posee seguidores gracias a su puesto como uno de los encargados de la creación del universo, además de ello, uno con grandes poderes. Es por ello que desde la antigüedad hasta nuestros días sigue siendo una deidad importante para todos los hinduistas.

Brahma, Visnú y Shiva

Existe un término sanscrito que hace referencia a tres dioses de gran importancia de la mitología hinduista y del resto de los dioses hindúes, estos son Brahma, dios encargado de ocupar el universo; Visnú, dios preservador del universo y Shiva, el dios salvaje destructor del universo. Estos dioses son encargados de representar los ciclos de creación, conservación y de la destrucción del universo.

En la India no hay ninguna trascendencia de estos tres dioses en cuanto a un grupo. La mayoría de los hinduistas se encargan de adorar a los dioses Rama, Krisna o Devi. Este término para estos dioses se le conoce como “Tres Cuerpos” ya que con el verbo “Tri” representaría el Tres y el verbo “Murti” representaría Cuerpo Sólido. Según la mitología védica, la que se encontraba anterior al de la hinduista, estos tres dioses no existían o no tenían ninguna importancia como es en la actualidad.

Los dioses hindúes

En el Rig-Veda, es decir, el primer texto de la India que se encontraban aproximadamente a mediados del 2do milenio A.C, se nombra a otro trio de dioses considerados como los principales, aunque estos no reciban el nombre de Trimurti a diferencia de los dioses mencionados anteriormente. Los dioses hindúes que aparecían en esta mitología védica eran: Indra, el rey heroico de los devas; Agni, el dios del fuego y Soma, el dios de la luna. Sin embargo en el Laska, otro sánscrito hinduista se presenta es otro trío de dioses del Rig-Veda las cuales son: Indra, Agni y Suria, el dios del sol.

Las primeras apariciones de este término Trimurti se encuentra en el sanscrito hinduista Kumara-sambhava del poeta indio hinduista Kalidas aproximadamente en el año 500 d.C, también aparece en el Chatur-varga-chintámani escrito por el primer ministro del rey Majadev, Jemadri entre los años 1210 y 1274, y en el escoliasta, las notas gramaticales del sanscrito Rama-tapanía-upanishad realizada en el siglo XI o XVI.

Los dioses hindúes

La trimurti que se conoce actualmente es la puránica, es llamado así porque los dioses que se promocionan aquí son presentados por primera vez en los textos que se escribieron a lo largo del primer milenio d.C llamado como Puranas. Por razones que aun actualmente no se conocen mencionan que el Trimurti tuvo un gran éxito entre los orientalistas británicos y también en el Occidente, pero en la India no se le da ni la más mínima importancia, incluso el dios Brahma no tiene ningún templo que haya sido dedicado a él en la extensión del país.

Lakshmi

Según la mitología hinduista, Lakshmi es la esposa del dios hinduista Visnú. Es la diosa de la belleza y de la buena suerte, también es conocida como la Diosa-Loto ya que normalmente se le representa sobre una flor de loto.

A Lakshmi también se le llama Shri, que traducido al español se le entiende como Prosperidad, Procreación y Crecimiento. Esta es una diosa especial, además de ello es mágica y práctica a diferencia de los demás dioses hindúes. Como mencionamos anteriormente su compañero de vida es el dios Visnú y su mejor amigo es un hombre, llamado Ganesha que es representado como el elefante sagrado.

Esta diosa es venerada alrededor del mundo ya que en los momentos donde hay mayor desafío trae curación y además de ello, sentido de fortuna en cualquier momento así sea los más oscuros. Es una conexión cósmica de un gran alcance, una mujer que se parece a nosotros solo que es divina y además de ello ofrece una sensación de coraje, esperanza y poder.

Los dioses hindúes

Entre los términos que se le aplica están Laksmi o papi-laksmi que significa un mal signo, una inminente desgracia; esta Punia-Laksmi significando una buena señal, una buena fortuna, prosperidad, éxito, felicidad; y también se le conoce como riqueza u opulencia.

En los años 1000 a 500 a.C se menciona por primera vez la diosa Shri, en el himno a la belleza, en el idioma hindú conocido como Shri-Sukta en el que según los medios académicos, este fue agregado al Rig-Veda. Laksmi aparece en varias ocasiones como una diosa aproximadamente en la misma época que esta diosa Shri. Según el texto Taittriia Shakha afirma que Lakshmi y Sri son las esposas del dios del sol Aditia.

Según los historiadores de los dioses hindúes y de la mitología hindú, mencionan que en esos siglos, esta diosa Laksmi fue creciendo en importancia hasta llegar al rango de ser diosa principal en epopeyas de la india conocidos como Majabhárata y Ramaiana, unos textos escritos en el siglo III a.C aproximadamente.

Los dioses hindúes

En el último Ramaiana, aparece por primera vez el relato más famoso sobre el origen de esta deidad en donde se dice que nació gracias a la espuma del mar ocurrido durante el batido de océano de leche. En la época en donde aparecían los textos llamados Puranas, esta diosa llego a ocupar el papel que le corresponde que es la consorte del dios Visnú.

Según el texto purana llamado Visnú-purana indica que Laksmi nació como la hija del sabio hinduista Brigu y de su esposa Khiati. Esta diosa siempre está acompañando a su esposo Visnú incluso cuando este baja a la tierra en una forma de un avatar, tenemos claros ejemplos tales como cuando se transforma en Varaji, la hembra del jabalí Varaja; Dharani, la mujer del asesino ParashúRama; Sita, la esposa del rey Rama y Radha, la amante del dios pastor Krisna.

Los dioses hindúes

A esta diosa se le representa en su mayoría junto a su esposo Visnú volando sobre el águila Garuda o incluso sentada en una flor de loto sosteniendo una de estas en cada costado en posesión de cuatro brazos, así bendice a todos aquellos que son devotos y deja caer monedas de oro en una de sus manos. Va escoltada de dos elefantes de color blanco que son símbolos de la fortuna y el culto está relacionado con el de la antigua Madre-Diosa drávida en la que es representada al igual que Lakshmi sobre una flor de loto.

Entre los templos que son dedicados a la sensualidad de Lakshmi se destacan el que se encuentra en Orchha, exactamente en el centro norte de la India.

Brahma

Según la mitología hinduista, Brahma es el dios supremo de entre los dioses hindúes, el dios creador del universo y es uno de los miembros de la Trimurti, traducido al español como las tres formas, es la triada conformada por este dios; Visnú, el dios encargado de preservar el universo y Shiva, el dios destructor del universo. Según un mito de origen hinduista pero poco difundido estos tres dioses surgieron gracias a un huevo cósmico creado y puesto por la diosa Ammavaru, una antigua diosa.

Existe otro mito más moderno de origen visnuista, es decir de los adoradores y creyentes del dios Visnú que indica que Brahma surgió gracias a una flor de loto que se encontraba flotando en el océano del ombligo del dios Visnú en su estado durmiente. Aunque posiblemente el mito mencionado primeramente muestra a Brahma como el primer ser creado por el brahmán e incluso es la primera personificación del absoluto brahmán, es decir, la divinidad absoluta del hinduismo, mediante el cual el brahmán crea todo.

Los dioses hindúes

Esta deidad es el esposo de la diosa del conocimiento Sáraswati y también es esposo de la hija del dios del sol, llamada Savitri. Brahma normalmente interfiere en los asuntos de los demás dioses, incluso raramente en el de los mortales, esta deidad obligo al dios Soma, el dios de la luna a que le devolviera a la diosa Tara a su esposo Brijáspati, el gurú de todos los dioses hindúes.

Es considerado como el padre de Dharma, el dios de la religión y de Atri. Según la mitología hinduista y de los dioses hindúes indica que este dios vive en Brahmapura, el más alto de los siete mundos, es una ciudad que se encuentra en el mitológico monte Meru. Aunque esta deidad sea uno de los más importantes entre la mitología hinduista y de entre los dioses hindúes, nunca fue un objeto total de adoración, ya que en la India solo existe dos templos dedicados a él.

Los dioses hindúes

Esta deidad es normalmente representada como un ser con cuatro cabezas con barbas blancas que representa el símbolo de la sabiduría, también tiene cuatro brazos y posee una piel de color roja pero varía también en el color amarillo. Cada boca de sus cabezas recita uno de los cuatro Vedas, uno de los textos más antiguos de la literatura india de la religión védica.

Sus manos sostienen un recipiente de agua que representa la creación de la vida, un yapa-mala, en español significa un collar de cuentas que se usa para llevar el registro del tiempo del universo, el texto de los Vedas escritos en papel y un Padma (flor de loto). Esta deidad va montada sobre un cisne llamado en mitología hindú Jansa con el que vuela por el universo. Este Jansa no se debe confundir con una de las encarnaciones del dios Visnú en forma de cisne que también posee ese nombre.

Los dioses hindúes

Este dios procedió a crear de su mente diez hijos o Prayápatis en el idioma hinduista y una hija llamada Shatarupa de la cual se cree que son los padres de la raza humana. Pero estos hijos nacieron fue de su mente y no de su cuerpo, son llamados Mana-Putra, hijos mentales.

Durga

Durga, según los dioses hindúes es una forma de Devi, la suprema diosa radiante que se representa normalmente como una diosa con numerosos brazos, cabalgando sobre un león o un tigre, porta en sus manos armas y además de ello una flor de loto, posee una sonrisa meditabunda y además muestra una práctica mudra o símbolos gestuales realizadas con las manos.

Esta diosa es una de las muchas manifestaciones de la diosa madre del universo. Esta representa la fuerza femenina divina, Shakti en estado de calma, esta deidad no le tiene miedo a nada ni a nadie y además de ello posee un sentido del humor totalmente extraordinario a diferencia de los dioses hindúes restantes.

Los dioses hindúes

Esta deidad es la esposa del dios Shiva y es madre de los dioses Kartikeia, el dios de la guerra y de Ganesha, el hombre elefante. La historia del nacimiento de esta diosa cuenta que hace mucho tiempo atrás existió una larga guerra entre los dioses hindúes.

Indra conducía a los dioses hindúes hacia una  batalla contra los asuras es decir, los demonios pero no tenía gran éxito, ya que estos habían conseguido la victoria. Los dioses hindúes buenos se encontraban vagando sin rumbo en la tierra ya cansados. Guiados por el dios Visnú y el dios Shiva concentraron sus poderes de las que salieron de su boca un poderoso rayo de fuego, al unirse estas flamas tomaron una forma de una diosa que los liberaría.

Cada poder de los dioses hindúes formaba una parte del cuerpo de esta diosa. Al ser creada, se montó en un león y así esta diosa pudo vencer a los ejércitos de los demonios y también venció a su líder Mahisa. Mahishasur se abalanzo sobre ella pero cambiando de formas de animales, tales como un búfalo, un elefante, un león y luego como un hombre.

Los dioses hindúes

El décimo día de esta batalla, el demonio enfurecido volvió a atacar a esta diosa pero en forma de búfalo que según la mitología hindú representa la forma conocida de la muerte, esta diosa ya cansada y furiosa de este demonio procedió a cortarle la cabeza cuando este demonio estaba abandonando su cuerpo de animal y así finalmente pudo vencer a este terrible enemigo para todos los dioses hindúes buenos.

La función de esta diosa es la de destruir todas las falsas ideas del ser humano y de todo el falso mundo que lo rodea, esta destrucción simboliza todo el paso necesario para la regeneración que existe en el universo.

Los dioses hindúes

Cuando las fuerzas malignas de los demonios tratan de amenazar la existencia de los demás dioses, Durga se encarga de materializarse para así encargarse de proteger a los justos y establecer todo lo que es correcto y bueno, conocido en el hinduismo como Dharma. Devi se encarga de purificar todo lo que no es, es una diosa compasiva que se encarga de sanear y reestablecer el orden.

Es la madre del universo, y a su vez madre de todo lo que existe sea visible o invisible, tangible o intangible, positivo o negativo. Es considerada como la fuerza que se encuentra detrás de la creación, la preservación y de la destrucción del mundo.

Uma

Uma según la mitología hindú es uno de los nombres que se le dio a la diosa Parvati. El significado de este nombre significa Lino. Pero sin embargo en el Shiva-Purana, uno de los textos puranas dedicados a la gloria del dios hinduista Shiva indica que realmente significa “Oh, No”.

Los dioses hindúes

La madre de Uma le menciono que en el contexto de su historia, este significa traducido al español como “Hija, practiques austeridades”. Como su esposo es el dios Shiva, se le da otros nombres adicionales en donde también se le conoce, entre ellos esta Uma Nath, señor de Uma; Umapati, esposo de Uma; Uma Sajaia, compañero de Uma; Umesh, señor de Uma. En el hinduismo también hay una deidad llamada Umesa, que es una combinación de esta pareja en una sola estatua.

Ganga

Según los dioses hindúes, el rio Ganges esta personificado o representado por una diosa llamada Ganga, también posee otros nombres tales como Maa Ganga que significa Madre Ganges o también Ganga Devi que significa Diosa Ganges. Según la leyenda, esta diosa era la madrastra de Kártikeia, el dios de la guerra, el hijo de Shiva y Parvati.

A lo largo de este río se encontraban lugares sagrados para todos los hinduista, como las ciudades de Benarés y Haridwar. Se decía que cada inmersión que ocurría en este rio servía para expiar un pecado, además de ello, depositar las cenizas de un cadáver en el río Ganges evitaba que el difunto siguiera reencarnándose.

Los dioses hindúes

Según la mitología, el dios supremo Brahma creo el rio Ganges gracias al sudor que recogió del pie del dios Visnú. Luego unos cuantos años más tarde, un rey llamado Sagar tuvo aproximadamente unos 60.000 hijos, cuando un día el rey realizaba un ritual para el dios del reino en el que contaba con la participación de un caballo, el dios Indra por celos robo el caballo y Sagar mando a sus hijos por toda la tierra para así recuperarlo. Finalmente lo hallaron en el inframundo al lado de un sabio penitente, creyendo que había sido él, el autor del robo lo insultaron y lo golpearon.

El sabio abrió sus ojos y miro a los hijos de Sagar y gracias a su mirada poderosa este hizo que todos sus hijos murieran. Las almas de los hijos de este rey vagarían como unos fantasmas hasta que por fin terminara todo el ritual que su padre había iniciado.

Los dioses hindúes

Uno de los descendientes de Sagar, el Rey Bhagiratha le rogo al dios Brahma que le permitiera a la diosa Ganga que pudiera descender de los cielos para así tocar con sus aguas las cenizas de los difuntos y así poder ascender al cielo. Este dios acepto y ordeno que la diosa llegara hasta el inframundo, pero Ganga tenía miedo de la caída contra la tierra, entonces allí el dios Bhaguirata le pidió al dios Shiva que amortiguara el despeño del río.

Esta diosa cayó sobre la mata de los cabellos de la cabeza del dios Shiva pero a causa de esto inicio un caos en toda la zona del Himalaya en donde en ese momento, el rey Yajnú se encontraba meditando, pero al ver el caos, se montó en cólera y trago por completo todas las aguas del río.

Los dioses hindúes

Los dioses y el rey Bhaguirata oraron al sabio para que así pudiera dejar libre a la diosa y el rey Yajnú, entonces allí el rey Bhaguirata guió con su carro en alta velocidad al rio por toda la India hasta llegar al océano, de allí Ganga llego hasta el borde del océano y cayó en el infierno en donde logro liberar a todas las almas infortunadas de los 60.000 hijos de Sagar.

Diosa hindú de la música

Entre los dioses hindúes, la diosa de la música es la diosa Sarasvati, ella además de ser la diosa de la música también es la diosa del conocimiento, es la esposa del dios Brahma.

Existen diferentes textos antiguos de la india en donde aparece esta diosa con el poder de ser la diosa del conocimiento, música, elocuencia, poesía, entre otros. A esta diosa se le relaciona con el río Sárasuati ya que en su nombre según el sánscrito hindú antiguo significa “Zona que tiene lagos” hay algunos que estiran la traducción para que le pueda dar el significado de “La que Fluye” por la que se le puede aplicar a la mente, las palabras, las ideas o la corriente de un río.

Los dioses hindúes

A esta diosa se le representa como una hermosa mujer de piel clara, vestida como una ropa blanca pura, sentada sobre una flor de loto aunque se le considera que su verdadero transporte es un cisne. Se le asocia con el color amarillo, el color de las flores de mostaza. A diferencia de los dioses hindúes, Sarasvati no tiene una cantidad tan exagerada de adornos, sino más bien esta vestida modestamente, está siempre se encuentra representando su preferencia por el conocimiento que se encuentra por encima de los objetos materiales.

Los dioses hindúes

Generalmente cuando se le representa, se muestra con cuatro brazos, allí logra representar los cuatro aspectos de la inteligencia humana, según el hinduismo son la mente, el intelecto, el estado de vigilia y el ego, grandes cualidades que presenta a diferencia del resto de los dioses hindúes.

Encargada de la fertilidad

Hay un pequeño dilema en el caso de la diosa encargada de la fertilidad ya que según la mitología hindú y entre los dioses hindúes, aparecen dos diosas que están encargadas de este poder, las cuales son la diosa Parvati y la diosa Kámala que es un aspecto de la diosa Laksmí en su aspecto más agradable.

Parvati es conocida por tener muchos nombres, es el aspecto más amable y enriquecedora de la diosa hindú Shakti y unas de las deidades centrales de la secta orientada a las diosas Shakta. Se le considera como la diosa madre del hinduismo y de los dioses hindúes gracias a su poder sobre la fertilidad, esta diosa es la esposa del dios Shiva. Es hija del rey de la montaña Himavan y de la reina Mena. Parvati es la madre de las deidades hindúes Ganesha y Kartikeya.

Los dioses hindúes

Kamala como mencionamos anteriormente es el aspecto más amable de la diosa Laksmí, es un símbolo de la pureza. Ella está relacionada con la fertilidad, ella es una joven muy hermosa de piel brillante, la flanquean dos elefantes y la bañan con agua mientras está sentada sobre un loto y sostiene en sus cuatro manos una flor de loto, se le da importancia a esta flor ya que está relacionada con la vida y la fertilidad, es el vigor fecundo de lo que sugiere el loto de Kámala, ella es la fuerza vital que está en toda la creación.

Los dioses hindúes

Aunque se mencionan a dos diosas diferentes podemos ver que ambas comparten el mismo poder de la fertilidad según la mitología hindú.

El de la muerte

Según los dioses hindúes, el dios de la muerte se llama Iama, además de ser la deidad de la muerte, es el señor de los espíritus de los muertos y el guardián del inframundo.

Esta deidad había nacido gracias a la unión del dios del sol y de su primera esposa Saraniú, tuvo un hermano, el séptimo Manu que es otra forma del primer hombre, gracias a la unión de su padre Vivasuat y su segunda esposa Samguiá, quien era el reflejo o la sombra de Saraniú. Al morir esta deidad, en el momento fue el primero en llegar al cielo, y gracias a ello se le nombro el líder de los muertos.

Los dioses hindúes

Su nombre tiene un significado un tanto temible ya que significaba restricción y prohibición, esta deidad es el castigador de los muertos y es el que mide la balanza del karma, vive en el inframundo, en la región llamada lamapura, traducido al español como Ciudad Prohibida.

Cuando un alma abandona su cuerpo enseguida se encuentra con Iamarash. Se le describe teniendo unos ropajes de color rojo sangre, un cuerpo brillante, una corona sobre la cabeza, ojos relampagueantes, lleva en su mano un lazo del tamaño de un pulgar humano. En la mitología griega se le comparada o le correspondería al de Hades y el de Minos.

Quien es Elefante

Ganesha es uno de los dioses más conocidos y adorados de los dioses hindúes ya que tiene un cuerpo humano y cabeza de elefante. Esta deidad es reverenciada como el removedor de obstáculos, el patrono de las artes, de la ciencia y el señor de la abundancia.

Los dioses hindúes

Este dios llego a surgir como una deidad inconfundible por sus características físicas, fue fácilmente reconocible entre los siglos IV Y V d.C durante el imperio Gupta. En un periodo surgió una religión llamada Ganapatia, en donde lo adoraban como una suprema deidad. Su imagen se  puede conseguir en diferentes partes de la India y en las diferentes sectas del hinduismo lo adoran de manera independiente.

Los dioses hindúes

Aunque se le adora por tener más atributos, su cabeza de elefante es lo que lo identifica fácilmente, es adorado como el removedor de obstáculos, es el patrón de las artes y ciencia y el deva del intelecto y la sabiduría. Se le reza cuando se inicia los rituales y ceremonias y se le invoca como Patrono de las Escrituras durante la lectura de textos sagrados y las sesiones de escritura, todos aquellos que lo adoran se les llama ganapatias.

Diosa madre hindú

Hay un pequeño dilema con respecto a quien es la diosa madre hindi, ya que según la literatura puranica indica que existen varias diosas madres como Durga, Deví, Maya o Parvati que se encuentran entre los dioses hindúes. Sin embargo, existe una diosa que es la que se le considera como la diosa madre de todos los dioses hindúes cuyo nombre es Áditi, es la esposa del sabio hinduista Kashiapa y es la madre de los Aditias.

Los dioses hindúes

Se le menciona normalmente en el Rig-Veda, es la diosa femenina de más importancia, es la que inicio el origen de todas las criaturas incluido los devas, así como dispensadora de alimentos para que todos sobrevivan, y se le invocaba como la auspiciadora de los niños y del ganado.

También se le dice que ella dio a luz a doce hijos, de allí viene la representación de los doce meses del año. En algunos puranas se le menciona que es la esposa de Márichi, pero en otros textos védicos indica que esta diosa no tiene esposo.

Dios hindú Krishna

Según los dioses hindúes, Krishna es uno de los numerosos avatares del dios Visnú. Según el Krishnaismo, Krishna es la forma principal del dios supremo de quienes emanan los otros dioses hindúes llamados Visnú, Shiva y Brahma, entre otros dioses.

Este dios es uno de los más importantes personajes adorados de la India de entre los dioses hindúes. Existen diccionarios en donde se traduce su nombre como “Negro” en sanscrito ya que se le relaciona con palabras similares en otros idiomas indoeuropeos.

Los dioses hindúes

En ocasiones se traduce como el de piel oscura. Otras fuentes indican que su color de piel no es uno de color azul, sino más bien un color de una nube del monzón llena de lluvia ya que es la que hace que crezcan las cosechas, en otras representaciones aparece con un color más claro, pero siempre aparece con una piel de color azul.

Los dioses hindúes

Según el Rig-Veda aun no existía ese dios pastor, ya que incluso en los textos antiguos de la mitología hindú y en la historia de los dioses hindúes, Visnú que es el dios más relacionado con esta deidad aun aparece como un personaje secundario. Según el Majabhárata sugiere que Krishna vivió en una época que parecía posterior al del periodo védico. Según la hipótesis, hay algunas tradiciones y deidades regionales que se pudo haber fusionado con las historias de este dios. La religión de Krishna se desarrolló en varios puranas hasta llegar a describir su vida y obras  en donde se desarrolla el esoterismo krisnaista.

Diosa hindú de 8 brazos

Según toda la mitología hinduista y la historia de los dioses hindúes podemos ver que hay grandes cantidades de dioses que poseen miembros del cuerpo de mas, ya que hay dioses y diosas que tienen más de dos brazos como es comúnmente en los seres humanos e incluso en los seres divinos como los dioses, sin embargo, existe una diosa que hasta los momentos se conoce entre los dioses hindúes que es la única que posee 8 brazos es la diosa Durga.

Los dioses hindúes

Es la deidad que mencionamos anteriormente en el artículo, es una deidad que posee un gran poder, se le considera como una heroína y es una diosa que no le teme a nada. Para conocer más de esta diosa, puede ir al artículo de esta diosa que se encuentra más arriba de este artículo.

Imágenes de los dioses hindúes

Podemos ver que estos los dioses hindúes poseen características muy variadas, ya que poseen miembros del cuerpo de más a diferencia de los seres humanos, tienen colores de piel diferentes y además de ello, poderes inigualables.

Los dioses hindúes

Como pudimos ver en este análisis sobre los dioses hindúes, hay una gran cantidad de dioses que es imposible poder mencionarlos, pero los más comunes poseen grandes cualidades y características físicas que son posibles diferenciarlos entre todos ellos. Es por ello que es muy importante que podamos conocer todo sobre los dioses hindúes y así poder conocer cuáles son las principales deidades de la India.

Tatuajes de los dioses hindúes

En la actualidad existen hombres y mujeres que se realizan tatuajes de los dioses hindúes. Toman en cuenta a los dioses más nombrados, entre ellos están el dios Shiva, la diosa Kali, el dios Ganesha, también se representan con flores de loto ya que es una de las flores que más utilizaron estas deidades, la diosa Parvati, entre otros más.

Los dioses hindúes

Así pueden demostrar que se realizan estos tatuajes para así demostrar la belleza de los dioses hindúes y sobre todo su poder. (Ver Artículo: Mitología Romana).

Dejar Comentario