≡ Menu




Mano de Fátima: significado, historia, oración y más

La mano de Fátima es un amuleto de protección que siempre puedes llevar contigo siendo un collar, una pulsera o incluso utilizarla como decoración en tu casa pero que tiene una peculiaridad, y es que para que funcione y te proteja del mal de ojo y te proporcione algunas bendiciones tiene que ser regalado y tiene que creer en el poder y la magia que éste contiene. Para poder saber y conocer más sigue leyendo.

¿Qué significa?

La mano de Fátima es uno de los símbolos más populares, además de estar en relación con muchas culturas y religiones  y que muchas personas utilizan por sus propiedades mágicas, es decir, que dependiendo de la creencia o de la forma en que la uses te protege y te bendice, ya que en el caso de la protección lucha contras las malas energías como el mal de ojo, la envidia, la ira, los malos deseos, entre otros, y en el caso de las bendiciones te da serenidad, paz, amor, fidelidad, fertilidad entre otras, para que el amuleto funcione tiene que ser regalado.

Tambien Te Recomiendo Ver...

La mano de Hamsa (pronunciado como Jamsa por los países árabes) o mejor conocido como La mano de Fátima es un símbolo reconocido a nivel mundial que posee una forma de mano, este símbolo con el tiempo ha evolucionado y cambiado, aunque sus modificaciones son mínimas, depende de la religión o las culturas que la adopten.

Un ejemplo de esto podría ser que una versión de la mano posee un ojo en la palma o en el centro llamado el Ojo de Dios, además de poseer otros elementos que según se creen aumentan su poder espiritual como inscripciones religiosas (como la estrella de David) o inclusive como mandalas.

También se puede representar de dos maneras pero la mano de Fátima más reconocida es la simétrica, siendo una mano en el cual los dedos índice y angular son de la misma medida  pero más pequeñas en relación al dedo medio o también conocido como el dedo del corazón, para el caso del pulgar y el meñique apuntan en dirección hacia afuera en apariencia curva, pero como en el caso anterior también poseen el mismo tamaño y se le conoce por la protección contra el mal de ojo, y la segunda versión es parecida a la primera pero con los dedos todos juntos y a este se le conoce por ser un símbolo de buena suerte.

Tambien Te Recomiendo Ver...

No obstante, la mano de Fátima tiene una singularidad que tiene que ser mencionada y es que para que funcione tiene que ser obsequiada, en otras palabras, no la puedes comprar tú, tiene que ser un regalo del corazón de la otra persona, y que según algunas creencias afirma que al ser regalada con cariño a una persona especial el amuleto toma todas esas energías positivas para protegerte.

Tiene más de un significado espiritual, todos asociados a las diferentes religiones que la adoptaron, aunque en sí su significado pluralizando proporciona características místicas a quienes las utilice como fortuna, bendiciones, suerte, regocijo y protecciones contra el mal de ojo, la ira, celos, la envidia o incluso contra enfermedades o desastres naturales, además de conceder perseverancia, fertilidad, honestidad y fidelidad. (Ver articulo: La diosa Hestia)

Además de ser un amuleto asociado a collares, pulseras, llaveros, pendientes y muchos más artículos de uso diario, debemos conocer que no sólo se utiliza para esas cosas, sino que también se puede poner la mano de Fátima en la puerta de tu casa como símbolo de protección para que no dejes entrar malas energías ni malos pensamientos, también como un decorado en la cerámica e incluso en el papel tapiz, además la puedes poner en el cabecero de la cama para ahuyentar pesadillas.

Tambien Te Recomiendo Ver...

En el Islam

En la religión musulmana simboliza un deseo de buena suerte, ya que esta religión no permite la utilización de objetos o amuletos supersticiosos, por lo que la mano de Fátima termina teniendo un significado más espiritual, sabiendo que los cinco dedos constituyen una relación con los cinco pilares del Islam: el Shahada (aceptación de tu fe), Salat (las oraciones diarias), Zakat (limosnas), Sawn (es decir, el ayuno) y el hajj (visitar la Meca aunque sea una vez en la vida).

En el Judaísmo

En el caso del judaísmo también posee un significado espiritual como la religión musulmana, la diferencia consiste que en vez de ser los dedos de la mano los 5 pilares es El Pentateuco o reconocido también por los 5 libros de la Torá, pertenecientes todos al Antiguo Testamento, el Génesis (o Bereshit), Éxodo (o Shemot), Levítico (o Vayikrá), Números (o Bemidbar) y Deuteronomio (o Devarim). A la mano de Fátima se le conoce en el judaísmo como la mano de de Miriam (es la hermana de Moisés, la cual salvó de morir cuando era una niña).

En la religión Católica

En relación con la religión Católica la mano de Fátima no fue adoptada completamente (como sería en el caso de la religión judía y musulmana) sino que también fue modificada, ya que le cambia su significado espiritual y a la mano en sí se le agrega un ojo representando la religión monoteísta o de un solo Dios. Utilizar este amuleto simboliza nuestra fe a Dios sabiendo que con su ojo nos observa y vela por nosotros, a la mano de Fátima también se le conoce como la mano de Dios o el ojo de Dios, incluso también se le llega a conocer como la mano de la Virgen Maria.

La mano de Fátima

Hacia arriba

En algunas imágenes se puede apreciar que la mano de Fátima se encuentra en dirección hacia arriba o hacia abajo, aunque no lo creas existe una razón para ello, ya que tienen diferentes significados espirituales, cabe destacar que para la religión musulmana la dirección de la mano no varía con los distintos simbolismos que este amuleto proporciona, pero en algunas culturas o religiones sí.

La mano hacia arriba indica una protección en contra de los males que habitan en este mundo, como la envidia, el mal de ojo, los celos y la rabia; es decir, es un amuleto poderoso que te protege de los pensamientos negativos de la gente.

Hacia abajo

Al contrario que de la mano hacia arriba, la mano de Fátima en dirección hacia abajo simboliza felicidad, amor, fertilidad, paciencia, fortuna, suerte, riqueza, bendiciones, fertilidad, fidelidad, entre otras; es decir, que este amuleto en dirección hacia abajo nos atrae cosas positivas.

Historia

Aunque existen muchas versiones de esta mano por las diferentes culturas o religiones, se tiene que saber que su origen es todavía incierto, lo que sí se sabe es que desde tiempos antiguos se ha usado este amuleto y según los arqueólogos han descubierto que en civilizaciones antiguas las personas utilizaban mucho los amuletos (además de encontrar estos amuletos por las civilizaciones del mundo bíblico) como símbolo de protección que ha evolucionado desde utilizar el amuleto en las puertas hasta utilizarlo en tatuajes y pulseras.

La historia más conocida y la más reconocida es la versión de la religión musulmana, empezando por la hija menor de Mahoma, Fátima az-Zahra, ella estaba casada con Ali Ibn Abi Tálib, viviendo muy feliz, hasta que una noche, mientras Fátima prepara la cena divisó por la ventana de la cocina a su esposo, pero cuando fue a recibirlo descubrió que Ali venía con una joven y hermosa concubina (cabe mencionar que para la religión musulmana está permitido la poligamia, es decir, tener varias esposas).

Por lo que se entristeció y volvió a la cocina, sumida en su miseria no se dio cuenta que hundió la mano en la olla hirviendo que tenía lo que estaba cocinando y empezó a mezclar su contenido, sin darse cuenta por el dolor emocional que tenía al ver a su esposo con la concubina, pero cuando Ali entró a la cocina y se dio cuenta que la mano de su esposa se encontraba en la olla por lo que se dispuso a apartar la mano de su esposa de la olla y a curarsela.

A pesar de este buen acto, siguió con su concubina, ya que al día siguiente la llevó a su habitación, por lo que Fátima decidió seguirlo y al asomarse se dio cuenta que su esposo estaba besando a la concubina y empezó a llorar de la tristeza, por lo que decidió entrar a la habitación a explicar el profundo amor que le tiene, y Ali al darse cuenta del amor que le tenía su esposa, le dolió el corazón y derramó una lágrima, esto hizo que se diera cuenta cuanto su esposa sufría al verlo con otra, y decidió dejar de ver a la concubina y dedicarse, amando y protegiendo a su esposa.

Existen otras historias de la mano de Fátima como la que hace alusión de cuando Ali se iba a ir a la guerra y Fátima en un intento de bendecirlo y protegerlo para que volviera junto a ella a salvo, le puso su mano quemada sobre Ali, al finalizar la batalla, la cual ganaron, Ali estaba muy seguro que la mano que le puso su esposa fue lo que provocó que el retornara a casa a salvo y sano.

Otra leyenda nos cuenta que tal era la fe que tenía Fátima que con gran devoción y convicción, mientras se encontraba en un desierto, rezó con tanta vehemencia que logró lo imposible e hizo llover en el desierto, envolviendo gran parte con hermosas, coloridas y exóticas flores.

Pero hay algo que se tiene que tomar en cuenta y es que hay algo en la leyenda que es discordante, porque según la religión musulmana y establecido en el Corán es que no pueden utilizar amuletos o creer en supersticiones, por lo que se estima que su origen es árabe, aquellas personas que lo empezaron a utilizar son la civilización judía sefardíes.

Existen algunos musulmanes que dan la explicación a esto y es que cuando Mahoma prohibió los amuletos y las supersticiones, sus seguidores fueron a hablar con su hija Fátima para consultarle por qué no podían llevar un símbolo, amuleto o inclusive un estandarte que los representara, por lo que ella razonando las anteriores declaraciones y sin vacilar al respecto agarró su velo y manchando su mano con sangre lo grabó en el velo, por lo que desde ese entonces su mano sería lo que los representase.

Aunque hallazgos arqueológicos han descubierto que en la antigüedad, por el año 820 a. C., se utilizaba la mano de Fátima, de igual forma como las anteriores versiones, es decir, como un amuleto en contra de malas energías, específicamente, contra el mal de ojo, la envidia, los celos entre otras más. Desde tiempos remotos ha sido asociado el mal de ojo como uno de los peores supersticiones que tiene la humanidad (ya que según las antiguas civilizaciones, como por ejemplo Egipto y Babilonia, tenían la creencia de que por el ojo era en donde se expresaba los peores sentimientos), por lo que se llegó a convertir en un poderoso talismán protector.

En la civilización de los Fenicios (la cual se llegó a expandir por todo el Mediterráneo), el lugar donde se utilizaban más este amuleto era en Cartago (conocido en la actualidad por Túnez) que lo vinculaban con la diosa protectora Tanit (diosa más importante de la mitología cartaginesa), y que la razón por la que tiempo después, ya por la llegada de los judíos y musulmanes adoptaron como suya la mano de Fátima.

La diosa Tanit

Oración

Cuando te regalan este tipo de amuletos que te protegen de los malos pensamientos de las personas y pasas mucho tiempo utilizando a veces es mejor limpiarlos de todas esas energía negativas que aspira desde que te lo pusiste, por lo que para eso existe una potente oración que limpiará completamente tu mano de Fátima para soltar todas esos malos deseos y dejarlo en óptimas condiciones para sigas usándolo.

Antes de hacer la oración, necesitaremos de algunos artículos que no son tan caros pero que son indispensables para realizar el ritual para poder limpiar la mano de Fátima y tengo que recalcar que es muy importante realizarlo de una forma correcta, por lo que necesitaremos: una vela de color blanco, agua bendita, sal gruesa, un incienso (con el aroma que más prefieras), dos bol de vidrio o cristal o dos platos hondos, tierra y aceite de retiro o también conocido como esencia de retiro (se puede conseguir en tiendas esotéricas).

Ahora, lo que hacemos es agregar en el plato hondo la tierra, agarramos el agua bendita y la esparcimos por toda la mano de Fátima para luego rezar un padre nuestro y en conjunto de la mano de Fátima la entierras completamente en la tierra  y la dejamos durante cinco días enterrada.

Después de que finalizaron los cinco días, retiramos la mano de Fátima de la tierra y con agua la lavamos bien, luego agarramos el otro plato hondo y le introducimos el agua y la sal gruesa para sumergir la mano de Fátima y la cubrimos completamente y esperamos 24 horas.

Finalizando el tiempo mencionado anteriormente, es decir, las 24 horas, retiramos la mano de Fátima del agua con sal y con un pañito limpio lo secamos hasta que esté completamente seco y agarramos la vela de color blanco y la prendemos para luego pasar la mano de Fátima 5 veces encima de la vela por cada lado.

Luego de haber hecho los anteriores pasos, prendemos el incienso, agarramos la mano de Fátima y por cada lado encima del incienso la pasamos 5 veces y ahora para finalizar extendemos todo el aceite de retiro por toda la mano de Fátima (por ambas caras) y al mismo tiempo leemos en voz alta la siguiente oración.

“Señor, tú que eres el creador del cielo y de la tierra, me dirijo a ti con toda humildad para que escuches esta plegaria que hago con toda fe y me ayudes a exorcizar este amuleto que representa la Mano de Fátima.

Por el Poder de Dios padre, Dios Hijo y Dios espíritu Santo te ordeno cualquier tipo de energía maligna, que abandones este amuleto que representa la Mano De Fátima.

Retírense totalmente de este amuleto toda fuerza del maligno y todos los ataques e ilusiones de Satanás, a fin de que cuando use o porte este amuleto; goce de salud y me proteja de cualquier daño físico, mental o espiritual.

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, por la Caridad de Jesucristo, que ha de venir a juzgar a los vivos, a los muertos y al mundo.

Amén.”

Ahora que ya sabes todos los requerimientos para poder limpiar y activar la mano de Fátima y para que de verdad funcione solamente la puedes tocar tu o puedes desprenderte de la protección que te brinda este amuleto a menos que la limpies y actives de nuevo, y cabe mencionar que para que la mano de Fátima funcione como debe ser tienes que limpiarla por lo menos una vez al año.

Es preciso enfatizar que para que funcione de verdad se tiene que creer en la magia y en el poder que este amuleto proporciona, porque si no su efecto será nulo y no te librará de esas malas energías que puedan existir a tu alrededor, por lo que es algo que tienes que tomar en cuenta antes de realizar la limpieza.

Mandala

Aunque muchos no sepan, el mandala (según el hinduismo y el budismo) y significa en sánscrito una rueda o un circulo, que representa protección y la estimulación de paz y serenidad interior, y la mano de Fátima al ser un talismán utilizado en tiempos antiguos también debió de encontrarse con el hinduismo, por lo que al unir el mandala con la mano de Fátima se convierte en un poderoso amuleto de protección contra el mal de ojo, envidia, celos y nos provee de bendiciones, buenos deseos, salud, prosperidad, paz y serenidad interior.

Los mandalas poseen diferentes formas geométricas (cada forma geométrica representa algo diferente, como el círculo que simbolizan seguridad, los triángulos representan la vitalidad, la transformación y el agua y por último, aunque no menos importante, los cuadrados simbolizan el equilibrio) y aunque en el budismo y el hinduismo no todo se explique con formas geométricas, se explica que el mandala tiene una profunda conexión con el mundo espiritual, porque con sus diferentes y espectaculares formas simbolizan a todo el universo personal unidas en un solo lugar, en otras palabras, es un eje de energía espiritual que equilibra y limpia el ambiente en donde las personas lo empleen.

Hay algunas leyendas que nos cuentan que los mandalas son una manera de hacer una especie de viaje espiritual hacia tu yo interior y que mientras más pintas y más dibujas formas geométricas encontrarás el camino hacia la sabiduría que tienes dentro, además de que también se les asocia con salud y riqueza espiritual e igualmente con la protección de malas vibras y mal de ojo. Por lo que siempre se recomienda crear tu propio mandala y más cuando está ligado a la mano de Fátima. Si quieres saber más sobre el budismo te recomiendo el siguiente articulo. Ver artículo: Nudo infinito

La mano de Fátima y el ojo turco

Antes que todo, vamos a explicar que es el ojo turco o también el ojo griego, éste es un talismán que también es conocido por el nombre nazar y es un poderoso amuleto en contra del mal de ojo y contra de las enfermedades, se le representa como una gota que dentro tiene un ojo, (normalmente hecho a mano y de cristal) el cual se le considera que posee energía y poderes por lo cual lo creen un talismán contra el mal de ojo y las fuerzas negativas.

El ojo turco suele estar representado por el color azul, sin embargo, puede tener otros colores teniendo significados diferentes dependiendo del color, por ejemplo el azul simboliza el buen karma, buenas energías y la lucha contra el mal de ojo (además es el color que más se utiliza), el rojo simboliza la fuerza, el deseo y el amor, el verde representa esperanza y la fuerza interior, el blanco representa la transformación de energía negativa  a una positiva y el amarillo nos brinda salud tanto física como emocional y fuerza.

La mano de Fátima tiene varios nombres como se ha visto a lo largo de este artículo, también como sería el caso de este punto en específico posee otros nombre como el ojo de Fátima, el ojo de Dios o el ojo turco, éste tiene unas características especiales, ya que es de color azul y la mano está orientada en dirección hacia abajo, y como se explicó en el punto de que simbolizaban la mano hacia abajo no provee de buenas energías como amor, paciencia, fidelidad, fertilidad, paz, armonía, abundancia entre otros.

Significado de la mano de Fátima con elefante

Como en el caso de los mandalas, el elefante también es muy utilizado en el hinduismo y el budismo, y se diferencia porque el elefante representa prosperidad protección, la paciencia, fortuna (en este caso hacemos alusión a la espiritual y a la material) y la sabiduría, es símbolo que normalmente es colocado en casas o en los templos. Cabe mencionar que no importa si la mano tenga una orientación arriba o abajo su significado espiritual no cambia.

Por lo que al unir el elefante con la mano de Fátima es incluso más poderoso, normalmente los dibujos, imágenes o hasta tatuajes están representados con el elefante dentro de la mano, incluyendo algunas piezas de la cultura hindú como por ejemplo flores y pétalos, así como también una que otra figura geométrica. Si quieres conocer sobre los símbolos del budismo te recomiendo el siguiente artículo. Ver artículo: Símbolos del budismo 

Incluso, también hay algunas manos de Fátima que tienen relación con el dios hindú Ganesha, que a veces es simbolizado como un elefante o también con algunas de las características que tiene el animal y se le considera el dios de las artes y de las ciencias, además de ser el dios de fortuna. También se le puede añadir a la mano de Fátima y el elefante, mandalas, le puedes agregar lo que quieras.

Tatuaje

Existen muchísimos tatuajes de la mano de Fátima, recordemos que el tatuaje es un dibujo, palabra o frase que queda de manera duradera en la piel y que es de diferente tamaño dependiendo de la elección de la persona, y que puede ser negro o de cualquier color, colocándolo con agujas que inyecta color en la epidermis.

Ahora, los tatuajes de la mano de Fátima se destacan porque varían los colores que la persona que se lo quiera hacer para convertirlo en un tatuaje de los más llamativo y exótico por su apariencia y su diseño.

Una de las razones por las que se hacen estos tatuajes es porque además de verse muy bien, tiene sus poderes contra el mal de ojo o también representa un símbolo de buena suerte o buen karma. Además de que se le puede agregar algún otro diseño ya sea mandala o alguna otra interpretación que tiene un significado espiritual, como por ejemplo los peces, que para algunas culturas significan una protección contra las malas energías, por lo que a veces se le suele añadir por dentro a la mano.

La mano de Fátima se puede colocar en varias partes del cuerpo, aunque las más utilizadas son en los costados del pecho, en la nuca y en la espalda, pero hay algo que se tiene que tomar en cuenta y es que el tatuaje tiene que ser grande para poder apreciar todos los elementos que éste contiene.

Dejar Comentario